• La cuarentena significó para todos una pausa incluso para las en marketing y publicidad. Los influencers como parte de este ecosistema no se quedaron al margen.

  • De acuerdo al estudio el 41 por ciento de los encuestados planea volver a contratar influencers durante los mese venideros.

  • Una de las principales razones para pausar las inversiones en publicidad es el hecho de que los marketeros no quieren parecer poco sensibles al contexto.

 

Carlos Megía, colaborador del medio El País, fue de los primeros en aventar la pregunta: ¿Los influencers tienen cabida en la nueva normalidad?

La pregunta de Megía surge a partir del testimonio de Arroba Pelayo Diaz, quien acumula  en su perfil de Instagram aproximadamente un millón de seguidores. El cambio del coronavirus también irrumpió en el contenido que realizaba este usuario, pasó de los desayunos en hoteles junto a la piscina a publicar un plato de galletas con forma de dinosaurios.

Esta vez cualquier tiempo pasado fue mejor, concluye Megía. La realidad es que la industria del entretenimiento detuvo gran parte de sus actividades comerciales, antes del coronavirus las estrategias de marketing de las marcas se centraban en estos nuevos actores, parecía que el futuro estaba marcado pero la pandemia vino a darle otros valores.

View this post on Instagram

Today like this 🏴

A post shared by Pelayo Díaz (@pelayodiaz) on

Nueva normalidad

La cuarentena significó para todos una pausa, las cosas se quedaron reducidas y canceladas, y también las inversiones en marketing y publicidad lo hicieron. Los influencers como parte de este ecosistema no se quedaron al margen.

El contexto actual determinó que las marcas y las empresas se preocuparan más por sus publicaciones y cómo el contexto puede afectar a su imagen de marca. De ahí que evitaran la palabra clave de coronavirus en su publicidad programática, porque naturalmente no pretenden hacer anuncios con contenidos deprimentes y negativos.

También puedes leer:

Un nuevo estudio

Un estudio de Linqia, determinó que pese a las crisis venideras y por las cuales ya estamos pasando el marketing con influencers seguirá siendo tomado en cuenta, aunque será retomado de manera diferente.

Ahora parece que el objetivo será diferente, las campañas no serán las mismas, no tendrán obetivos centrados en las ventas, por ahora lo importante de las campañas con infuencer será el de transmitir mensajes potentes.

De acuerdo al estudio el 41 por ciento de los encuestados planea volver a contratar influencers durante los mese venideros. De acuerdo al estudio los lideres en estrategias de merketing descartan posicionar como más importante las ventas, pero sí dar lugar a mensajes, el 63 por ciento de los encuestados posicionan el lanzar un mensaje como un tópico importante, el 21 por cierto el engagement y el 17 por ciento el reconocimiento de la marca.

Razones para el cambio

Una de las principales razones para dicho cambio es el hecho de que los marketeros, encargados de las estrategias, han decidido pausar para no verse como pocos sensibles al contexto. El 32 por ciento de los presentados en el estudio apuntan que parecer o dar la impresión de insensibilidad es su principal preocupación en marketing actualmente.

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL