¿Puedo tener contento a mi jefe?

Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on pinterest

La vida guarda algunos misterios como la receta secreta de la Coca-Cola, qué hay en el fondo del lago Ness, o cómo tener contento a un jefe… ¡Oh sí!, de este último se pueden sacar tomos completos de intentos paupérrimos que rayan en la lambisconería, pero hagamos una pausa aquí.

 

¿Qué es un lambiscón?

Dícese de la persona que hace lo que sea –en verdad lo que sea– con tal de tener contento a su superior y al mismo tiempo invierte en sus intereses personales.

Este espécimen es capaz de sobajarse con tal de seguir ganando unos cientos o miles de pesos. Y aunque pareciera ser intocable por su cercanía al macho alfa (el jefe), en realidad este individuo rara vez es protegido, pues sólo es una herramienta desechable a los ojos de su superior.

En su hábitat es odiado por el resto de los compañeros, por lo que es común verle en solitario y temeroso cuando no está con quien considera su protector.

 

Regresando al tema…

Estábamos en… ¡ah, sí! El misterio que implica tener contento a un jefe. Así que ve, ponte cómodo
y déjame darte tres sugerencias que puedes hacer sin caer en el odiado lambiscón:

  1. Piensa tres pasos adelante. Yo sé que probablemente no has desarrollado tus habilidades de telepatía para saber en qué está pensando tu jefe, pero si lo conoces sabrás cómo le gusta trabajar. Por lo tanto, cual sea tu trabajo procura abarcar todos los escenarios posibles.
    Por ejemplo, si te dedicas a vender fruta picada en la calle, checa cuánto se ha vendido para abastecer nuevamente. Lleva no uno, ni dos, ¡sino hasta tres cuchillos!, no vaya ser que alguno se zafe o se queda sin filo; bolsas para basura; hielo para mantener fresca la fruta; un toldo para que no te moleste la inclemencia…¡Todo, piensa en todo, hasta en lo mínimo! de manera que si se suscita algo inusual tengas las herramientas para hacerle frente y no te quedes como lelo sin saber qué hacer.
  2. Veloz como Flash. Por supuesto que algunas actividades son más complejas que otras, pero en la medida de lo posible sé veloz. ¿Te pidió información de algo? Dásela rápido. ¿Tienes que llegar a X hora a algún lugar?, llega antes si el contexto te lo permite. Para ellos el tiempo es dinero, así que si tardas empezarás a generar pérdidas. ¿Siempre se puede ser veloz? Como dije, eso depende de la tarea, así como del contexto que te rodea, pero inténtalo, con la práctica seguro irás bajando los tiempos en algunas actividades.
  3. Sé autodidacta. Es cierto que siempre debe haber una capacitación previa para que te adaptes a la forma de trabajar, que sepas manejar alguna máquina o un software, o una preparación para hacer bien cierta tarea, ¡sería absurdo que te pongan a realizar algo sin un conocimiento previo! Sin embargo, también es importante que aprendas por tu cuenta algunas cosas. ¿Cómo? Ya sea que lo aprendas con tutoriales, que algún compañero te enseñe, o a la mala: regándola. Si aprendes por tu cuenta podrías cumplir perfectamente los puntos mencionados anteriormente, y sí, sorprenderás a tu jefe.

 

Conclusión

Por favor no te vayas con la idea de que necesitas tener contento a tu jefe de forma obligatoria. Considera que si actúas en función a las sugerencias emitidas en este texto es más fácil que te abras puertas para nuevos proyectos, pongan los ojos en ti para un ascenso, así como obtener algún bono o beneficio por tu desempeño.

Si somos analíticos en realidad lo estás haciendo por ti, ¡los beneficios de “sorprender a tu jefe” son para ti!, aunque también se siente bien cerrar bocas de vez en cuando que no te tienen fe.

Y si tienes una relación no tan buena con tu superior, no necesitas tenerlo contento, pero tampoco está peleado esto con hacer bien tu trabajo a menos que quieras que te despidan. Ahí sí haz lo que quieras todo malhecho.

Entonces… ¿qué te parece si sorprendes a tu jefe en estos días?

 

Otras notas que también te pueden interesar:

¿Cómo manejar la llegada de un nuevo jefe? – Parte 1

¿Cómo manejar la llegada de un nuevo jefe? (parte 2)

¿Tienes un mal jefe? ¿Cómo sobrellevarlo y aprender a crecer gracias a él?

Sé parte de InformaBTL

Únete a más de 25 mil lectores

Regístrate a nuestro newsletter en la siguiente forma y recibe a primera hora las noticias más importantes de marketing de consumo, BTL y retail tu correo.

Populares

Contenido Premium

Recomendación del día
Más sobre Below The Line

Artículos relacionados

You don't have credit card details available. You will be redirected to update payment method page. Click OK to continue.