Reinventarte o muere obsoleto

2600

Recién comienzo en el desarrollo del artículo de esta semana y encuentro el tema por demás fascinante, no solo por lo que implica el tema corporativo sino por las implicaciones que tiene en nuestra vida diaria.

Hablar sobre el proceso de transformación y adaptación a los cambios puede ser fácil de mencionar y de explicar, sin embargo adoptar las medidas necesarias para asumir una postura constante para hacer del cambio un hábito resulta más complicado de lo parece.

Ya casi todos conocemos la historia de Kodak y como fue que esta empresa pasó de ser el amo y señor del mercado de la fotografía a prácticamente desaparecer por su falta de adaptación a las necesidades y demandas del mercado. Ahora llevemos esta historia a tu negocio, a tu relación de pareja, a la educación que le brindas a tus hijos, a la forma en la qué haces las cosas en tu vida diaria y por su puesto a la forma en la que planteas tu futuro. Alguna vez te has preguntado ¿cómo visualizas tu vida y qué vas a estar haciendo cuando venga el próximo Mundial de fútbol? Son solo 4 años a partir de ahora (suena poco tiempo) sin embargo, cuando este tiempo suceda, el mundo no será el mismo.

Analistas estiman que empresas y servicios como Facebook, el servicio tradicional de correo, el DVD, el CD, los aparatos como el GPS, así como la manera tradicional en la que pagamos el servicio de luz o incluso como hacemos las compras semanales en el supermercado van a cambiar o desaparecer. Ahora bien, si estos cambios se dan la pregunta es, ¿cómo va a cambiar tu vida, tu empleo, y qué vas a hacer al respecto?

Recordemos que solo han pasado 18 años desde que festejamos la entrada del nuevo siglo y desde entonces cosas que pensábamos inimaginables han sucedido, la desaparición de las grandes empresas tipo Blockbuster, etc se debieron a su falta de visión y entendimiento de las necesidades de un cambio para hacerle frente a las necesidades del mercado y del medio ambiente.

Hoy es el momento para que desde tus visión personal identifiques cuáles son las cosas que debes hacer para adaptarte y prepararte para el cambio. 

    1. Identifica cuáles son esos puntos importantes de tu vida o de tu empresa que no quieres cambiar. Abraza el cambio y plantea escenarios viables para hacer las cosas de una manera diferente
    2. Identifica tus miedos. Huir de ellos no es una buena opción, te recomiendo los confrontes desarrollando planes específicos que te permitan estar mejor preparado para enfrentar el cambio (este va a llegar sí o sí)
    3. Prepárate, busca y adopta nuevas tecnologías, cambia tu forma de trabajo, define nuevos objetivos, salte de la tu zona de confort, define prioridades, ¡reinvéntate ya!
    4. Sé flexible, en estos días ni siquiera los grandes rascacielos son tan rígidos, estos deben de adaptarse a los movimientos de la tierra o a las adversidades climatológicas. Busca romper tus propios paradigmas, atrévete a hacer esas cosas a las cuales siempre has temido y no sabes porque
    5. Favorece el cambio entre las personas que te rodean, estos puede ser los integrantes de tu equipo de trabajo, tus amigos, tu pareja, tus hijos. Después de todo la vida es muy divertida como para hacer siempre lo mismo

Te invito a que veas en el futuro una oportunidad de poder hacer cosas de una nueva y mejor forma y evites perder el tiempo lamentándote de por qué no hiciste cambios antes.

Rodrigo Ochoa es socio y director de Business Tools. Puedes localizarlo en [email protected]

Más columnas de Rodrigo Ochoa

 

 

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL