Cuando se realiza una entrevista a algún líder de marca o director de mercadotecnia, es común escuchar que la creación de experiencias y campañas disruptivas es vital durante todo el año, esto con la finalidad de crear lazos emocionales con con target y recordación. No obstante, estos no son los único objetivos que un fabricante persigue y busca que sean casi inmediatos; en este sentido, las ventas también son un propósito indiscutible para toda empresa, ya que esto repercute en su permanencia en el mercado.

A inicios de 2018, la Asociación Nacional de Tiendas de Autoservicio y Departamentales (ANTAD) estimó un crecimiento en ventas totales de sector del 8 por ciento, esto considerando solo sus cadenas afiliadas.

Y aun con la cuesta de enero vigente, las cifras que algunos retailer reportaron a finales del año pasado, hacen contrapeso con un gasto menor efectuado durante enero.

Solo Walmart de México registró más de 71,000 millones de pesos en ventas durante diciembre, monto que rebaso la cantidad obtenida en noviembre de ese mismo año.

¿Qué acciones implementar para auditar las ventas en retailers?

A pesar de que la gran mayoría de las cadenas de retail registran números positivos en ventas al finalizar el año, como resultado evidente del incremento en compras y gasto, eso no significa que se debe dejar de auditar las ventas.

Para que un fabricante y minorista sepa, a detalle, cómo se han comportado sus productos, es indispensable realizar una medición de qué se vende, cada cuánto, si es bajo promoción, entre otros aspectos. En este sentido, a continuación se presentan algunas maneras para supervisar las ventas en tiendas físicas.

  • Crowdsourcing: de acuerdo con Storecheck, a través de esta estrategia colaborativa entre personal externo y la empresa, ésta puede recibir beneficios como documentar evidencias sobre exhibiciones y existencia de producto, revisar la correcta ejecución de promociones y campañas, mantiene visible siempre el producto, recaba información de la competencia y se entiende las necesidades que existen en cada punto de venta.
  • Mystery Shopper: Esta metodología es utilizada por marcas y retailers para evaluar y medir la experiencia de los consumidores, permitiendo obtener información de cómo se están atendiendo los puntos de venta, a través de clientes propios con opiniones reales. Se puede realizar vía telefónica, presencial y online.
  • Auditoría de ejecución: Otra opción para obtener datos de valor es la Auditoría, con la cual se puede evaluar, de manera imparcial, detallada y precisa, la ejecución e implementación de las estrategias en los puntos de venta. Aquí se pueden medir indicadores como distribución, disponibilidad en anaquel, exhibiciones especiales, precio, entre muchos otros.

 

Puedes consultar:

 

 

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL