• GNC Holdings, cadena de vitaminas y suplementos alimenticios, solicitó protección por bancarrota y cerrará al menos el 20 por ciento de sus tiendas.

  • De acuerdo a un comunicado emitido por la compañía la entrada a la declaración de bancarrota “permitirá acelerar estas estrategias e invertir en las áreas apropiadas para evolucionar en el futuro, mientras mejoramos nuestra estructura de capital y balance”.

  • Hertz también ha tenido que anunciarse en quiebra. La compañía de alquiler de autos se vio obligada a cerrar en sus mercados de Canadá y Estados Unidos

 

 

A inicio de año ocurrió la llegada del coronavirus, desde entonces eran muy pocos los que veían un futuro complicado, desde gobiernos hasta ciudadanos vieron en el coronavirus una gripa más, que llega con la temporada.

Sin embargo éste ha paralizado todo, su impacto en la economía mundial ha sido tan fuerte que ha llevado, incluso a las economías más fuertes del mundo, a perder varios puntos en PIB.

Estados Unidos es uno de los países más golpeados por la crisis económica del coronavirus. En pleno proceso de elecciones, contingencia, manifestaciones en contra del racismo, el coronavirus ha llegado a integrar un ingrediente más en esa tormenta que el país vecino del norte está pasando.

También puedes leer:

Cierre de empresa

Un buen termómetro para medir la economía de los países es la funcionalidad de sus empresas. En Estados Unidos algunas compañías y marcas ya comienzan a perder la batalla contra la crisis del Covid-19. Una de esas empresas es GNC Holdings, cadena de vitaminas y suplementos alimenticios, que hoy solicitó protección por bancarrota y cerrará al menos el 20 por ciento de sus tiendas.

GNC ha buscado ampararse en los procedimientos de bancarrota de Estados Unidos, dicha categoría le permitirá reestructurar su balance mediante un plan independiente, o en su caso vender la compañía.

De acuerdo a un comunicado emitido por la compañía la declaración de bancarrota “permitirá acelerar estas estrategias e invertir en las áreas apropiadas para evolucionar en el futuro, mientras mejoramos nuestra estructura de capital y balance”.

De momento la empresa ya se desplomó en la bolsa de Nueva York, en 30 por ciento.

Otras empresas

La situación de muchos países es complicado, en Estados Unidos GNC no es la única compañía que atraviesa estas dificultades, Hertz también ha tenido que anunciarse en quiebra.

La compañía de alquiler de autos se vio obligada a cerrar en sus mercados de Canadá y Estados Unidos. En un comunicado, emitido por la misma empresa se hizo explícita la crisis: “El impacto del COVID-19 en la demanda de viajes fue repentino y dramático, lo provoco una fuerte caída de los ingresos de la empresa y de las reservas futuras”.

El día de ayer estados como California, Texas, Arizona y Nevada registraron cifras récord de nuevos casos de coronavirus, lo que sin duda preocupa al gobierno estadounidense. Casi la mitad de los estados en el país nortemericano reflejan mayor incidencia en contagios.

Es un escenario complicado porque los días avanzan y al mismo tiempo la crisis se ahonda en muchos sectores.

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL