Muchos autores de obras llegan al éxito después de su muerte y lo que no pudieron hacer en vida terminan haciéndolo cuando ya no pueden ser testigos de ello. Nombres como Elvis Presley, Marilyn Monroe, John Lenon y Elizabeth Taylor se asoman entre los famosos más rentables, pero el que reina la lista, no solo del pop, es Michael Jackson.

Más notas relacionadas con Branding emocional:
Branding emocional: ¿Hasta dónde puede llegar un aficionado?
Branding emocional: El penal misterioso de Holanda contra Argentina
Lo que el Branding Emocional puede aprender de Memo Ochoa

De acuerdo con Forbes, el personal branding del cantante recaudó 170 millones de dólares por dos años consecutivos. Actualmente es una de las figuras más recordadas y su imagen es de las más valoradas.

Después de su fallecimiento en 2009, el álbum póstumo “Xscape” se convirtió en Disco de Oro por más de 30 mil copias vendidas. Además, el legado del cantante fue llevado al Cirque Du Soleil y un documental que muestra los últimos años de su vida fue adquirido en el Festival de Cine de Cannes.

La última noticia que gira en torno a Michael Jackson es que de Rey del Pop pasará a ser imagen de colegio, pues el Comité Escolar de la Comunidad de Gary aprobó un convenio con Katherine Jackson para que una de las escuelas de la ciudad natal del cantante lleve su nombre, a fin de honrar su memoria y de inspirar a las nuevas generaciones.

Ahora sólo falta ver qué instancia educativa tendrá el privilegio de llamarse como el Rey del Pop, un personaje modelo, cuyo personal branding ha trascendido más allá de la muerte.

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL