¿Qué lleva a pasar a la semifinal a una selección?, ¿los penales también pueden tener una marcación dudosa por parte del árbitro?, ¿hay finales de Copas del Mundo que venden más que otras?, ¿se puede aprovechar un momento de Branding para activar promociones?

Más notas relacionadas con Internet:
Telemarketing: Lo que se puede aprender del Hotline en Internet
Perder como siempre: Marketing experiencial de la afición mexicana
Experiencia Panini

Si la final Argentina contra Alemania vende más eso se sabe por los ingredientes de Branding emocional que rodean al evento. Uno de los que sólo la tecnología ha permitido cuestionar para producir un mayor atractivo a la final de la Copa del Mundo Brasil 2014, es el penal que en primera instancia le ataja Romero a Ron Vlaar, y que tras hacer un efecto extraño, el balón regresa a la portería y parece rebasar la línea penal.

El Branding emocional consiste en provocar emociones en el consumidor, a través de un producto. El Mundial está hecho para el consumo. El fútbol es el espectáculo con más potencial para la mercadotecnia; incluso se podrían activar promociones con el pretexto del penal misterioso.

 

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL