• El Ministerio de Salud de Brasil reportó 802,828 casos confirmados de coronavirus hasta el jueves 11 de junio.

  • Hasta este viernes se han registrado 7.6 millones de casos de COVID19 en todo el mundo, según datos de la OMS.

  • Carrefour fue en 2018 el mayor retailer en dicho país, con ingresos por 56.34 mil millones de reales, por arriba de Grupo Pâu de Açucar con 53.62 mil millones de reales, según Statista.

Junto con las acciones tomadas por los Estados Unidos, Brasil es uno de los países que ha sido más criticado por las acciones que ha tomado para frenar el coronavirus COVID19 en su territorio. Hace algunas semanas, se comenzó a dar la reapertura de la economía, con el inicio de operaciones en gimnasios y estéticas, por orden de Jair Bolsonaro, titular del ejecutivo brasileño. Dicha apertura no se detiene y el jueves 11 de junio los centros comerciales abrieron su puertas, pese a las críticas de los especialistas, según EFE.

La reapertura de los centros comerciales, particularmente en Río de Janeiro y Sao Paulo (entre las más grandes de Latinoamérica), se da mientras Brasil se mantienen en el segundo lugar mundial de mayor cantidad de casos de coronavirus COVID19, los cuales ha llegado hasta los 802,828, en tanto que los fallecimientos a causa de la enfermedad ya suman 40,919, de acuerdo con cifras del Ministerio de Salud.

La apertura de los centros comerciales en Brasil fue condicionado a medidas de seguridad e higiene, como es el mantener un aforo reducido del 20 por ciento, mantener el distanciamiento social, trabajar con un horario recortado de 4 horas al día y, por supuesto, el uso obligatorio de cubrebocas a todos los asistentes.

A pesar de las medidas impuestas por el gobierno de Brasil, se han registrado que las principales calles comerciales se encuentran abarrotadas de personas, a pesar de que los especialistas prevén que el pico en la curva epidemiológica llegaría hasta julio.

Mientras que la apertura de centros comerciales en San Paolo se recorrió para este viernes, en el caso de Río de Janeiro el inicio de operaciones coincidió con el día de Corpus Christi, el cual es día feriado en Brasil y que implicó que más personas estuvieran en los comercios.

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL