• Del 2014 al 2017, se estima que las ventas generadas por los retailers en México pasaron de los 3.89 a los 5.08 billones de pesos, de acuerdo con datos del Inegi.

  • Tan sólo para el estado de Oaxaca, los comerciantes locales afirmaron que sus ventas se han visto reducidas en un 50 por ciento, según comentan locatarios.

  • Según cifras de la Secretaría de Seguridad Ciudadana, tan sólo en dos días han sido detenidas 42 personas en la Ciudad de México por robo a tiendas.

El retail se ha convertido en uno de los termómetros para medir el avance del coronavirus COVID19 en un país. En naciones como España, Italia e incluso en algunas de las principales ciudades de los Estados Unidos como Nueva York se ha visto como gradualmente, mientras aumenta la cantidad de casos, también se incrementan las compras de pánico e incluso la rapiña en contra de algunos retailers en el país. México no es la excepción.

De acuerdo con José Manuel López, presidente de la Confederación de Cámaras Nacionales de Comercio, Servicios y Turismo (Concanaco-Serytur), se calcula que tan sólo para el periodo que comprende del 17 al 23 de marzo, de han registrado pérdidas en los retailers por cerca de 200 MMDP, entre derivado en parte del cierre de tiendas (como Prada y Adidas, que anunciaron el 25 de marzo no abrirían hasta que la situación mejorara) o incluso por la baja en la demanda, como es en el caso de los restaurantes. Si se hace el cálculo, se puede apreciar que al día el COVID19 le ha costado a México 28 MMDD.

En el caso específico de la Ciudad de México, se ha comentado que del 20 al 24 de marzo, se han perdido ingresos por 4,189 MDP, aunque la cantidad por día ha ido aumentado en medida de que cierran más retailers y de que las medidas tomadas por el gobierno para evitar las acumulaciones de personas se endurece cada vez más.

En el caso específico de las comercios minoristas, la Asociación Nacional de Tiendas de Autoservicio y Departamentales (ANTAD), no cuenta con un cálculo de las pérdidas que se han registrado por el robo y rapiña de distintas puntos de venta, los cuales, en el 22 y 23 de marzo dejaron un saldo de 42 detenidos, según lo informó la Secretaría de Seguridad Ciudadana.

No obstante, la asociación llamó a los ciudadanos a evitar este tipo de actos para no dañar la cadena de suministros y evitar que personas se queden sin bienes de primera necesidad. Del mismo modo, solicitó que no se hagan compras de pánico, puesto que esto puede también perjudicarlas.

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL