De la mano de la agencia Y&R, London, Oxfam decidió aprovechar los monitores de los usuarios para convertirlos en espacios publicitarios.

Se trata de una campaña que básicamente promueve a la marca, pero que también cambia la experiencia de navegación de los usuarios, pues en lugar de ver los íconos en su pantalla ven publicidad de una forma sutil.

Esta campaña fue desarrollada en Londres y se basa en la buena voluntad de los usuarios de computadoras a abandonar el espacio habitual.

La iniciativa se llama Donación de íconos, ya que es una solución de adblocking aceptada por los mismos usuarios.

Checa el video:

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL