Cuando se habla de un packaging, en ocasiones suele limitarse a una referencia que lo encasilla en un envase que contiene un determinado producto. No obstante, su función y poder va más allá de solo contener algo.

Tal como se ha mencionado en otras ocasiones, un empaque tiene, entre otras funciones básicas y primarias, la de enaltecer los valores e identidad de la marca que promociona, esto a través de un diseño particular, que haga congruencia con el mensaje que una compañía quiere transmitir.

Un ejemplo de ello es el nuevo packaging de Coca-Cola. A través de un rediseño de las latas de su bebida tradicional, la marca no solo tiene el propósito de enaltecer sus valores como compañía y mantener su imagen institucional, sino que además la integración de cada elemento gráfico responde a un mensaje: romper las barreras ideológicas, culturales y sociales, a fin de compartir gratos e importantes momentos con distintas personas.

Esta acción de marketing de la marca forma parte de su campaña “Es hora de comer juntos” y que actualmente mantienen vigente en varias partes del mundo.

Para el rediseño del packaging, Coca-Cola contó con la colaboración de la agencia Geometry Globlal, socio estratégico de la empresa que se encargó de desarrollar el concepto de la nueva imagen, así como hacer converger cada elemento del mensaje con los elementos gráficos integrados en las latas.

Juan José Posada, director creativo ejecutivo de Geometry Latam mencionó que en un mundo donde los confliectos culturales, sociales y económicos prevalecen, se quería ilustrar que todo lo potencialmente separa a la sociedad, se puede resolver por el placer de una comida juntos.

Además de la participación de dicha agencia, también se contó con la colaboración de la artista británica Camilla PErkins, quien creó cada una de las ilustraciones.

Este nuevo empaque estará disponible en Latinoamérica, así como en países de Europa, África y el Cáucaso.

En 2018, Coca-Cola registró un valor de marca de 79,960 millones de dólares, cifra que superó los 78,140 millones de dólares reportados un año antes, de acuerdo con información de Kantar Millward Brown, además de haber sido la marca de refresco de mayor valor; mientras que Pepsi se ubicó en el cuarto sitio con 10,551 millones de pesos como valor de marca.


SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL