• El valor de marca de Apple es de 309.53 MDD, mientras que el de Intel es de 31.88 MMDD, según datos de Statista.

  • La empresa desarrolladora de chips reportó utilidades netas por 42 por ciento para el primer trimestre del 2020, a pesar del coronavirus, según la propia empresa.

  • Los ingresos que la empresa de Tim Cook reportó para el 2019 llegaron a los 260.17 MMDD.

Apple se ha convertido en una de las principales empresas de tecnología en el mundo. De hecho, en valor de marca, se encuentra a la cabeza con 309.53 MMDD, por arriba de Google (309 MMDD), Microsoft (251.24 MMDD) e Intel (31.88 MDD), firma que se había convertido en uno de sus principales proveedores de chips para sus dispositivos y que pronto podría dejar de serlo debido a que, según información de Bloomberg, la empresa de Tim Cook comenzará a desarrollar los componentes para sus dispositivos.

El chip que integrará Apple a sus Mac se basa en el microcomponente que la compañía utilizará para el iPhone 12, el procesador A14. Con este elementos como base, la empresa está desarrollando tres prototipos, los cuales pertenecen a un proyecto llamado Kalamata y que podrían ser utilizado por primera vez en la computadora que la firma lanzaría en 2021.

Sin embargo, ¿por qué Apple busca terminar la relación que ha tenido por años con Intel? Uno de los principales motivos a los que la firma atribuyó dicha transformación es que la empresa desarrolladora de tecnología supuestamente ya no cuenta con la capacidad para generar nuevos materiales y optimizar el desempeño de los que ya tienen.

Por si esto no fuera suficiente, Apple mencionó que con la introducción de sus chips en sus dispositivos se está generando un ecosistema, donde reina una misma arquitectura, por lo que se espera que la integración y, en consecuencia, el desempeño de sus aparatos sea mucho mayor.

Sin embargo, los comentarios hechos por Apple no han causado preocupación en Intel, empresa que para el primer trimestre del año logró incrementar en un 42 por ciento sus utilidades, lo cual equivale 5,661 MDD, respecto al 2019, lo cual se debe al aumento en la demanda de sus componentes, en gran medida impulsada por el confinamiento. Uno de los frentes en los que presentó un mayor aumento son los elementos para los servicios en la nube, los cuales crecieron un 43 por ciento, mientras que los de computación propiamente aumentaron un 13.8 por ciento.

Sin embargo, Intel no se atrevió a dar una proyección para el segundo trimestre del año, el cual consideran que podría ser considerablemente malo, ya que las necesidades de los clientes ya están cubiertas de momento, por lo que creen que habrá una caída en la demanda. Además de esto, también se espera que los productos duraderos pierdan importancia para el consumidor.

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL