Volvo Cars y Uber será aliados para desarrollar vehículos de conducción autónoma por sistema de nueva generación. Las dos marcas firmaron un acuerdo para establecer un proyecto conjunto en el que desarrollarán un vehículo base que será capaz de incorporar los últimos avances tecnológicos de conducción autónoma.

Este convenio incluye el desarrollo de nuevos vehículos que serán capaces de incorporar los últimos avances en las tecnologías de conducción autónoma, e incluso desarrollar vehículos sin conductor. Los autos base serán fabricados por Volvo Cars para posteriormente ser adquiridos por Uber.

Cabe decir que este proyecto entre ambas firmas, incluirá una inversión conjunta de 300 millones de dólares. Tanto Uber como Volvo utilizarán un mismo vehículo para la siguiente etapa de desarrollo de sus propias estrategias de autos autónomos.

Esto implicará que Uber añada sistemas de conducción autónoma de desarrollo propio para el vehículo base, que será un Volvo. Y por el otro lado, Volvo utilizará ese vehículo para la siguiente etapa de su propia estrategia, que implicará el desarrollo de autos con conducción 100% autónoma.

Cabe decir que el nuevo vehículo base se desarrollará en Volvo Cars totalmente en línea con su plataforma de arquitectura modular escalable de productos (SPA, por sus siglas en inglés). SPA es uno de los sistemas de ingeniería de automóviles más avanzados en el mundo y en la actualidad se utiliza para el desarrollo del  SUV, el Volvo XC90, así como de su wagon V90.

seguro start-ups

Fotos: Bigstockphoto

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL