La automotriz alemana BMW inició la construcción de su primera planta de fabricación de vehículos en México, desde la que producirá el híbrido sedán de la Serie 3 para el mundo.

El inmueble contó con una inversión de mil millones de dólares y se estima que la generación de por lo menos mil 500 puestos de trabajo, aunado a que la planta contará con una sólida red de proveedores instalados en México de alrededor de 120 empresas.

Mientras que, Audi pretende fabricar la versión híbrida de la camioneta Q5 en su nueva planta de San José Chiapa, Puebla.

El próximo 30 de septiembre, Audi va a inaugurar su nueva planta en la localidad poblana, donde va a fabricar la versión a gasolina de la Q5, la cual se exportará a todo el mundo, pero principalmente a Estados Unidos.

Esta versión de la Q5 va a incorporar la tecnología e-tron, con la que se fabrican autos híbridos con un motor eléctrico, para lo cual ya hay aprendices en la planta siendo entrenados para producir este vehículo en cuenta inicie la producción.

Finalmente, Volkswagen planea acelerar su oferta de vehículos eléctricos a su catálogo, mientras lucha por recuperar su imagen luego de un escándalo sobre autos diesel manipulados para burlar las pruebas de emisiones.

La firma alemana tiene previsto introducir más de 30 vehículos eléctricos para 2025 y vender de 2 a 3 millones de estos modelos al año.

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL