El metro es un lugar ideal para llevar a cabo acciones de Guerrilla Marketing, por eso es común encontrar que algunas estaciones son modificadas para promocionar ciertos productos o marcas.

Esto ocurre no sólo en México sino en otras partes del mundo, como en España. Cuando Warner quiso promocionar su última producción en tierras ibéricas, decidieron transformar la estación del metro del Callao en el glamuroso Nueva York de la década de los 20.

Con una atractiva acción de guerrilla, los andenes y pasillos de la estación madrileña fueron decorados con pósters, papel tapiz y muebles para simular el techo, las alfombras y el ambiente de un elegante salón neoyorkino, donde se reúne la farándula y los reporteros de la época acosan a las estrellas.

Además de la simulación estructural, la campaña BTL se volvió aún más real gracias a un grupo de actores vestidos como personalidades de los años 20 que invitaban a los usuarios del metro a tomarse una foto junto con ellos y a ver la película El Gran Gatsby.

La activación estuvo dirigida por la agencia JCDecaux que dio un paso importante en el tipo de estrategias que implementa para sus clientes, pues la mayoría de sus campañas se limitaban a mupis, algunos bastante buenos, pero con poca interacción con el consumidor.

Esta campaña fue replicada en Londres, donde también se estrenó la cinta protagonizada por Leonardo Di Caprio y Carey Mulligan.

metro metro 4 metro 5 Metro 1 metro 2 metro 3

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL