Cómo aprovechar la marca para hacer crecer tu negocio

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin
Marca

Es bastante difícil encontrar una definición de inmediato porque hay miles de formas de explicar la marca. Es más que un logotipo, un eslogan o elementos visuales, aunque estos factores están asociados con su marca.

Si imaginas tu negocio como una persona, la marca sería tu personalidad. Sería la forma en que te presentas a otras personas y la forma en que te perciben. La marca es la manera en que esta “persona” construye relaciones con los amigos, se gana su confianza y se vuelve importante en sus vidas.

Una marca es un conjunto de ideas, asociaciones, emociones y valores en la mente de los clientes potenciales. La marca es cómo se forman estos factores; su objetivo es multiplicar el valor del servicio o del producto a los ojos del consumidor.

Ayuda a distinguir tu empresa y a transmitir a la gente por qué tus ofertas son la mejor opción. La marca ayuda a los clientes a comprender qué pueden esperar de tu empresa y si tus valores y prioridades se alinean con los de ellos.

 

¿Por qué importa la marca?

Dado que las redes sociales brindaron a las empresas numerosas oportunidades para llegar a sus clientes, para las compañías resultó una odisea en términos de crear tácticas de marketing únicas para atraer personas a escala global.

Sin embargo, cuantas más empresas haya en el mercado, mayor será la probabilidad de tropezar con enfoques repetitivos que molesten a las personas en lugar de captar su atención.

La pregunta es: “¿cómo te aseguras de que tus clientes quieran obtener más información sobre lo que ofreces?” Cuando se trata de la marca, debes seguir un enfoque integral y centrarte en los detalles, no solo en un logotipo.

Aquí hay varias razones por las que es necesario enfocarse en tus estrategias de marca desde el principio para cosechar los beneficios a largo plazo.

 

Establece reconocimiento y confianza

Tu empresa puede estar ofreciendo soluciones innovadoras, empleados que utilizan las mejores aplicaciones para la gestión de tareas personales y los gerentes que esperan lograr un gran avance en la industria.

Sin embargo, todo esto puede ser inútil si los clientes no saben qué es lo que le importa a tu empresa y qué valores prioriza. La marca es exactamente lo que puede ayudar a tu empresa a entrar en el juego y establecer conexiones con tus clientes.

Comparte el éxito de los empleados, cuenta historias y usa las redes sociales; todo esto ayuda a hacer que tu negocio sea más transparente y más “humano”. Es necesario demostrar que te preocupas por tus clientes, informarles sobre cualquier actualización y asegurarte de que sepan que pueden confiar en ti.

Las personas sentirán una conexión emocional con tu marca cuando vean que te preocupas por lo que les importa y lo representas en tu desempeño.

 

Atrae a nuevos clientes

Al aplicar las estrategias correctas, ni siquiera tendrás que esforzarte en llamar la atención de la audiencia. La marca asegura una impresión positiva de tu empresa entre los clientes, confiabilidad y consideración del nombre de la empresa como uno de confianza. Así, la marca consolidada hablará por sí misma, confiando en el boca a boca como técnica publicitaria.

 

La marca mejora la retención y la satisfacción de los empleados

Cuando un empleado sabe que trabaja para una empresa que no lanza frases vacías sino que lo demuestra con acciones, se sentirá orgulloso de su trabajo. El sentido de pertenencia a la empresa aumenta el deseo del empleado de contribuir al desarrollo del negocio y de esforzarse en entregar tareas de alta calidad. Hace que su trabajo sea más gratificante y emocionante.

 

Crea valor comercial

Los puntos anteriores son los componentes de este ya que todo lo que haces para que tu empresa se destaque agrega valor. Ser único significa ser memorable, lo que implica interesar a los clientes y generar valor. Es fundamental mantener la coherencia del mensaje a menos que desees perder aquello en lo que has estado trabajando.

Las publicaciones en blogs y redes sociales son tus asistentes confiables para entregar los mensajes correctos a las personas adecuadas.

 

¿Cómo construir la marca de tu empresa?

Aunque las etapas pueden diferir para cada compañía, cualquier empresa debe tener en cuenta algunos pasos y matices generales.

Análisis de mercado y brief. Es necesario evaluar la situación del mercado y enfatizar las tendencias clave.

La empresa propone algo así como una tarea técnica para el equipo de gerentes, diseñadores, redactores publicitarios y otros especialistas. La información se recopila a través de encuestas a la audiencia target, entrevistas con los empleados y pruebas entre focus groups.

● Posicionamiento. El servicio / producto se posiciona mediante la identificación de la audiencia objetivo, sus expectativas y las distinciones de los competidores. La empresa determina las fortalezas del producto, lo que puede ayudarte a lograr un gran avance.

● Desarrollar la plataforma de marca. La estrategia aborda un puñado de preguntas, que incluyen “qué valores aporta el producto / servicio”, “qué asociaciones pretendes generar” y “cuáles son los principales canales de promoción”.

● Nombrar. El nombre de la empresa debe ser conciso y memorable; también puede reflejar la esencia del negocio y del producto.

● Diseño e identidad. Implica crear el estilo corporativo, crear el estilo único para los materiales publicitarios y desarrollar un sitio web.

● Estrategia de comunicación. Durante esta etapa, la empresa define los canales de comunicación clave, tanto para presencia offline como online.

Desarrolla estándares, metodologías y planes de contenido, que son la base de la interacción constante con los clientes. En este caso, la comunicación se puede interpretar no solo en el sentido literal sino también en el aspecto de estar presente en el área de la información.

● Libro de guías y marcas. Estos son los documentos, incluidas las reglas sobre el uso de la marca. El libro de marca implica describir todos los componentes principales de tu marca, mientras que una guía es un manual detallado para usar el diseño gráfico de la marca.

La marca es un proceso integral que mejora la interacción con la audiencia y agrega valor a los productos y servicios. Una estrategia de marca bien pensada e implementada correctamente definirá la posición de la empresa en el mercado.

 

Otras notas que también te pueden interesar:

Estos son los tipos de activaciones de marca más relevantes

Cómo alinear tu marca con consumidores motivados por un propósito

Sé parte de InformaBTL

Únete a más de 25 mil lectores

Regístrate a nuestro newsletter en la siguiente forma y recibe a primera hora las noticias más importantes de marketing de consumo, BTL y retail tu correo.

Populares

Contenido Premium

Recomendación del día
Más sobre Below The Line

Artículos relacionados

You don't have credit card details available. You will be redirected to update payment method page. Click OK to continue.