“Ave-fénixiado”: pienso, cambio y luego existo

En el marketing, pensamos, cambiamos/ajustamos y luego lo hacemos realidad, comenta Arturo González en su columna de esta semana.

230

Justo en medio de la mitad de una edad promedio, me tocó un huracán, al parecer, las lecciones que no aprendes son acumulables (no como las promociones), cuando menos esperas, aparecen juntas para demostrarte que debes crecer como persona o pagar por las consecuencias de la manara en la que vives.

Renovarse o morir”, la popular frase atribuida al escritor y filosofo Miguel de Unamuno, además de cliché, encierra múltiples significados, desde los más superfluos y estéticos, hasta lo más entrañables y por tanto sustantivos.

Al igual que en los planos personales, en el mundo empresarial continuamente se requiere el ajustar la estrategia, para conseguirlo se debe trabajar en una paradoja, por un lado, cumplir con los estándares administrativos, por otro, insertar la creatividad y la disrupción. Les comparto algunos incisos para revirar su esfuerzos en campañas, planes, proyectos y estrategias:

  1. Evaluar lo realizado
  2. Analizar los avances y las áreas de oportunidad
  3. Actualizarse en las tendencias 
  4. Encontrar los diferenciales y hacerlos visibles en el plan
  5. Re-diseñar el plan
  6. Formula en nuevo discurso
  7. Comparte los detalles de adentro hacia fuera
  8. Aplica el plan con la energía de la primera vez

Podemos ajustar los contenidos de redes sociales, el diseño de los empaques o el punto de venta, el speech de los vendedores, la campaña y sus aplicaciones, podemos incluso iniciar desde cero. Incluir tecnología, cambiar la identidad empresarial, incorporar la entrega a domicilio, renovar los productos o ampliar las opciones, existen infinidad de posibilidades, lo importante es que antes de hacer cambios, se analicen para disminuir los riesgos. 

Suelo parafrasear a Confucio con su épica frase ”Nuestra mayor gloria no es no caer nunca, sino levantarnos cada vez que nos caemos”. Es común que les comente a mis conocidos: “todo se acomoda”, “no importa las veces que tenga que iniciar de cero, lo hare, nada tengo, todo lo que llega es ganancia” y “los momentos de crisis pueden ser los mejores para conseguir cosas extraordinarias”, esta última es parte de la filosofía de Asero&González, mi agencia.

Nuestra colega Ana García Oliveros nos recuerda que “La magia del marketing reside en la pasión de sus profesionales por reinventarse cada día. Los mejores resultados ocurren cuando la capacidad de innovación se convierte en una forma de vida”

Vengo saliendo de una etapa de muchos cambios, ellos me sirvieron para re-orientar lo que quiero y lo que soy, por eso el titulo de la colaboración, pues justo camino al cine con un par de amigos, les dije “estoy avefénixiado”, lo que les intentaba decir es que estoy de regreso.

“Cogito ergo sum” el filosofo frases René Descartes subrayó que el único método para llegar a la verdad es por medio de la razón. En el marketing, pensamos, cambiamos/ajustamos y luego lo hacemos realidad. 

El “pienso, luego existo” se modificó para traducirle con mayor fidelidad a “pienso, por tanto soy”. La aportación es que para levantarnos de las cenizas es prioritario pensar.

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL