Puebla es uno de los estados más visitados por su gastronomía. Durante el pasado periodo vacacional, Puebla registró un incremento en su turismo. De acuerdo con la Secretaria de Turismo de la capital poblana, en la última temporada vacacional hubo una ocupación hotelera del 75 por ciento.

El estado de Puebla ha sido de gran importancia en la historia de México, ya que fue el escenario de ciudades prehispánicas tan importantes como Cantona y Cholula. Además, durante la época virreinal, la ciudad se convirtió en la segunda ciudad en importancia de la Nueva España, por a su ubicación entre la Ciudad de México y el puerto de Veracruz.

A continuación, te mostramos 10 lugares turísticos que debes visitar:

1. Plazuela de los Sapos

Rodeada de antiguas casonas coloniales esta plazuela es una exhibición de balcones, portones y hermosas fachadas que fueron típicas durante el Virreinato. Actualmente, se puede caminar entre las calles y disfrutar de los comercios alrededor.

2. Catedral de Puebla

Es uno de los recintos más emblemático de la ciudad, en un principio no estaba considerada su construcción al estar la diócesis en Tlaxcala. Sin embargo, al cambiarse la sede se comenzó a construir tardando siglos en terminarse, sólo entre las dos torres hay 90 años de diferencia, data de 1678 la norte y 1768 la sur.

El interior también está lleno de joyas como el Altar Mayor, considerado una obra maestra del país y diseñado por Manuel Tolsá.

3. Planetario De Puebla

Un lugar en donde podrás viajar en el espacio y explorar galaxias cercanas gracias a sus impresionantes proyecciones en IMAX. En el lugar también hay juegos interactivos para que aprendas sobre ciencia y astronomía mientras te diviertes.

4. Estrella de Puebla

En la zona de Angelópolis se construyó esta enorme rueda de la fortuna que es parte de un proyecto mayor de parque lineal que tiene como objetivo atraer al turismo. A sus pies hay bancas y fuentes, un Jardín de Arte, varios restaurantes, tres lagos artificiales y pistas para correr.

5. Ex Hacienda de Chautla

Este castillo del siglo XIX está al centro de un lago artificial que a su vez se encuentra rodeado de amplios jardines, senderos boscosos, una capilla y un museo que te explica cómo funcionaba este feudo y conserva varias piezas originales, incluyendo la impactante cocina de talavera.

 

 

 

 

Con información de Zona Turística.

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL