El salario emocional es una retribución no monetaria que tiene, como principal objetivo, garantizar el buen desempeño laboral de los colaboradores de una empresa y disminuir la rotación.

Brindar un salario emocional a tus empleados te permitirá un mayor compromiso por parte de ellos, ya que se sentirán lo suficientemente motivados a quedarse que no pensarán siquiera en considerar otras opciones laborales.

Como se ha dicho anteriormente, un buen sueldo ya no garantiza la fidelidad de tus empleados y tampoco que se sientan a gusto en tu empresa. Para las nuevas generaciones de empleados, contar con prestaciones novedosas como capacitaciones mediante cursos, diplomados o talleres, un equilibrio entre la vida personal y laboral, actividades extracurriculares, impulsar su crecimiento profesional y proveer un ambiente de trabajo sano son cosas que un salario emocional brinda.

Si tienes un colaborador feliz, no tendrás que preocuparte por su desempeño. Para que dimensiones qué tanto ayuda a tu empresa brindar un salario emocional, te damos 5 razones para implementarlo a la brevedad.

Compromiso con la organización

Al tener un empleado feliz por lo que hace dentro de tu empresa, el compromiso y lealtad se darán solos, sin necesidad de persuadir. Cuando se tiene un salario emocional, los colaboradores valorarán lo que la empresa hace por su bienestar y crecimiento profesional, y entonces, aunque haya otra empresa detrás de ellos, si esa otra opción no les brinda este tipo de salario, se quedarán contigo y su compromiso con la compañía y con su trabajo será al cien por ciento.

Mayor productividad

Lo que más desea y busca una empresa, sin importar en qué punto geográfico del mundo se encuentre, es que sus empleados sean productivos, ya que no sólo la organización saldrá beneficiada, también los colaboradores, ya que al ser más productivos, sus posibilidades de subir de puesto, de tener un sueldo monetario mayor y de mejorar sus capacidades aumentan.

Menos absentismo

En México, los niveles de absentismo muchas veces se dan no tanto por enfermedad, sino por falta de interés y motivación de estar en lugar de trabajo que no les ofrece retos ni los ayuda a crecer profesionalmente. Al ofrecer un salario emocional tus colaboradores no tendrán necesidad de faltar a sus labores.

Disminuye la rotación

Antes se podía atribuir, casi de manera segura, que la rotación al interior de una empresa se debía a la falta de capacidades, conocimiento o experiencia por parte de los colaboradores. Hoy la realidad es otra, la rotación se debe a que los empleados no tienen motivos suficientes para quedarse donde están, es decir, no hay nuevas cosas qué aprender, retos que superar, capacitaciones que tomar o simplemente no existe la mínima posibilidad de crecer profesionalmente.

Si no quieres esa situación en tu empresa, fomenta un salario emocional.

Mejor ambiente entre los empleados

Al tener todos un salario emocional, cada miembro de la empresa podrá entablar relaciones laborales más cordiales y de apoyo. Generar dinámicas como partidos de futbol entre colaboradores de distintas áreas de la empresa, desayunos donde todos participen, celebración de cumpleaños, entre otras actividades motivará a tus colaboradores y mejorará las relaciones de trabajo.

 

 

 

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL