La industria BTL en México y el mundo es una de las más prometedoras, dado el impacto que tienen sus diversas disciplinas y la creatividad que agencias y marcas ponen en cada campaña.

De acuerdo con nuestro Estudio Anual de inversión en Below The Line, elaborado por el Departamento de Investigación de InformaBTL, durante 2016 48,467 millones de pesos fue la cantidad invertida por marcas de diversos sectores económicos, suma que para el cierre de 2017 podría llegar a los 52,200 millones de pesos.

Por otro lado, cifras de la Confederación de la Industria de la Comunicación Mercadotecnia (CICOM), en 2015 el valor de la industria publicitaria y de marketing en México fue de 192,400 millones de pesos.

Ambas cifras dan cuenta de la relevancia que tiene el BTL en nuestro país, por lo que el trabajo estratégico entre marcas y agencias es fundamental para conseguir objetivos, ser bien recibidos por el consumidor y ganar su preferencia.

Pero esto no será posible si los dos actores antes mencionados no se ocupan por forjar una buena relación de socios y no fomentan una comunicación asertiva.

Una de las cosas que agencias BTL en México refiere en repetidas ocasiones es que, al momento de trabajar con sus clientes, suelen suscitarse algunas dificultades, tales como briefs incompletos, intromisión excesiva de la marca en el proceso creativo de la agencia o que los cambios repentinos del cliente sobre algo obstaculizan el avance y diseño de la estrategia.

Ahora, líderes de marcas en México señalan que por parte de las agencias también hay ciertos detalles que deben atenderse para garantizar buenos resultados, pero sobre todo un trabajo de colaboración real y positivo, donde ambas partes ganen.

Retos que tienen agencias BTL ante sus clientes

Para que la efectividad de la campaña se dé, y la relación de socios sea lo más sana posible, es preciso que las agencias BTL afronten los siguientes 3 retos y así haya un mejor entendimiento entre ambos actores:

  1. Conocer y entender a la marca, así como tener en cuenta sus objetivos: cuando una marca selecciona a una agencia como nuevo socio, es porque hay un entendimiento claro de qué marca se trata y cómo se ubica en su mercado. Pero cuando esto no lo tiene bien sabido la agencia, al igual que los objetivos, pueden presentarse algunas dificultades para mantener una buena comunicación y trabajo colaborativo.
  2. Promover el trabajo en equipo: Este es un reto que, hasta el momento no ha logrado conseguirse por completo. Tanto marca como agencia deben comprometerse a que la relación será de colaboración, para que los resultados obtenidos sean los esperados.
  3. Generar ideas y propuesta innovadoras, que llamen la atención del consumidor: las marcas lo que buscan es vender más y construir de forma creativa su branding, por lo que solicitarán a agencias propuestas innovadoras y que logren atrapar al target. Ante esto, las agencias BTL deben ser más propositivas y ofrecer ideas novedosas que generen interés en sus clientes, y esto se vea reflejado en la reacción del consumidor.