Si bien los especialistas en marketing consideran que el e-commerce tiene como desventaja la falta de experiencias que puedan convencer a los consumidores de concluir su compra, la tecnología cada vez hace más aportaciones para que esto sí suceda. Tal es el caso de la realidad aumentada, que muchas marcas ya están implementando en sus sitios.

Esta innovadora herramienta hace uso de dispositivos sensoriales con el objetivo de modificar virtualmente un entorno físico. Dicha inmersión puede lograrse a través de dispositivos móviles, auriculares y lentes especialmente diseñados para estos fines.

Gracias a la dinámica experiencia que esta tecnología ofrece, muchas marcas, sobre todo de moda, han decidido sumarse a su uso; permitiendo que los usuarios se “midan” desde un vestido, hasta unos tenis.

Al respecto, Oracle, la firma tecnológica encargada de desarrollar la aplicación de Zara AR (Realidad Aumentada, por sus siglas en inglés); señala que tanto la inteligencia artificial, como el machine learning y por supuesto, la realidad aumentada; podrían revolucionar totalmente la industria del retail.

¿Cómo funcionan los sitios con realidad aumentada?

Los sitios que ya integran este tipo de tecnología, tales como Nike, Adidas, Vans, Puma y Zara; son respaldados por el visor Wanna Kicks. De este modo, los usuarios solo tienen que seleccionar el producto que prefieren, apuntar con su teléfono a sus pies y apreciar cómo es que se verían puestos. Fácil, ¿cierto?

En este contexto, una encuesta realizada por Digital Bridge, reporta que el 70 por ciento de los consumidores está expectante de que más marcas se sumen al uso de estas implementaciones.

Por ahora, según Statista, el mercado de realidad aumentada representa ingresos de 16.8 mil millones de dólares; con un pronóstico que estima los 160 mil millones para el 2023, más del cien por ciento de crecimiento.

Te sugerimos:

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL