Considerado el segundo hombre más rico del mundo, con una fortuna de 77 mil millones de dólares, el empresario mexicano Carlos Slim está apostando por un nuevo sector, el apparel retail, pues ha decidido entrar al negocio de la moda con su tienda Philosophy.

Notas Relacionadas:
Apparel retail: Gap sigue siendo el rey de la mezclilla
Tallas grandes: el sector desaprovechado por los apparel retailers
Uniqlo, apparel retailer que apuesta por semana laboral de 4 días

Esta marca de ropa no es nueva, pues en 2011 ya la había introducido en Sears y debido al éxito que alcanzó, el magnate decidió darle un espacio propio y decidió abrir dos tiendas en México con la finalidad de darle más opciones al shopper y competirle directamente a Zara, H&M, Forever 21 y C&A, apparel retailers que se han colocado en el gusto de los millennials (principal mercado de este sector).

Una tienda estará ubicada en el Distrito Federal y la otra en el estado de México, ambas tendrán una inversión de poco más de 200 mil dólares con la finalidad de ser competitivas y llamativas para el target adolescente, además de que el 7 por ciento de la ropa de Philosophy se producirá en México y el resto en países con manufactura de vestimenta.

Carlos Slim es un hombre de negocios y actualmente es dueño y accionarios de grandes marcas, entre ellas Grupo Carso, que opera empresas de los ramos Comercial, Industrial e Infraestructura y Construcción; Grupo Sanborns, formado por 172 establecimientos que operan restaurantes y tiendas, 28 Sanborns Café, 63 tiendas de música (Mixup entre ellas) 81 tiendas departamentales Sears; América Móvil que en México tiene marcas como Telcel y Telmex; entre otras muchas empresas.

Sin embargo no todo ha sido miel sobre hojuelas, pues con su negocio de marcas de lujo Saks Fifth Avenue, Slim se ha topado con un obstáculo en México, el poco interés de los shoppers del país, pues en siete años sólo ha abierto dos tiendas en el Distrito Federal; mientras que en Estados Unidos, la firma ha abierto al menos 12 tiendas en el mismo lapso.

Con información de El País 

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL