Está comprobado que la gran mayoría de las cosas en la vida profesional y personal es cuestión de ciclos. Picos y valles de productividad, éxitos y fracasos.

Más artículos de Paco Santamaría:
Las tribus efímeras se agrupan en flashmobs
Lo que logra un anillo de compromiso

Todo en esta vida es como una tómbola y una estancia fugaz en la montaña rusa. Pero eso sí, de vivir se trata, disfruta con un sentido posmoderno de la vida: disfruta cada momento y en la parte profesional trabaja en lo que te gusta y apasiona, esta es la clave del éxito económico y profesional.

Por ello, y como todo en en el mundo, la vida es lo que pasa entre control y espontaneidad. Una veces controlas de manera freak y otras te dejas llevar a donde quiera el viento, las tendencias y los hilos conductores de la vida te dicen por dónde.

Aquí estoy delineando y haciendo reservas para las vacas flacas y gordas que vendrán en este 2013. Esto no es nuevo, desde tiempos muy remotos existen parábolas que nos aconsejan con historias de éxito y de fracaso para generar reservas sobre los ciclos de escasez y abundancia. Tarde o temprano, la abundancia –si trabajamos duro y tocamos muchas puertas- o las vacas flacas nos alcanzarán y nos tocarán el hombro. Aunque las esquivemos, llegarán o llegaron tarde o temprano.

Aquí la cosa no es tan sofisticada, si tienes una agencia o una empresa de comunicación, publicidad o mercadotecnia, reserva en las épocas de abundancia para que cuando te visiten las vacas flacas cuentes con lo suficiente para contrataciones, inversiones, bonos o gastos. Resérvate para aguantar y luchar con más herramientas y recursos. Estamos iniciando 2013 y es buen momento para diseñar y detectar estas épocas, de acuerdo a nuestros universo propio, para librarla cada día mejor. Les cuento esto porque tengo mucha experiencia en visitas de vacas flacas. Y quisiera que alguien me hubiese contado la parábola de José el Soñador y el faraón de Egipto para entenderlo mejor y aplicarlo un poco en mi escala. Por si no les quedó claro, les comparto la parábola en este Podcast. Que conste que no es una apología religiosa, este tipo de parábolas eran, en su momento, formación para los negocios. Denle duro a 2013, aunque no se deje.

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL

Artículo anteriorLogotipos Corporativos: muchas tintas, muchas variantes
Artículo siguienteKit Coca-Cola para volverse loco
Estudió comunicación en la Universidad Iberoamericana. Es maestro en Producción Audiovisual por la Universidad Complutense de Madrid. Docente en la universidad Centro, universidad dedicada a la profesionalización de la creatividad y la mercadotecnia, donde imparte la materia de Administración de Comunidades Digitales. También ha dado clases de Comunicación, Mercadotecnia y Publicidad en la Universidad de la Comunicación, en la Anáhuac de Puebla, en La Salle, en la Universidad de las Américas de Puebla y en la UDLA de la Ciudad de México. Es un fiel aliado estratégico y operativo en la comunicación y mercadotecnia de las personas y las marcas. Fundó -y dirige- agencias de marketing de nicho y Relaciones Públicas como InTrend, The Next Marketing, InTrend Sibarita y Party Animal. Escribió los libros Las Nuevas Tribus Urbanas y Yo digital, ambos editados por editorial Kätedra. Consultor y conferencista especializado en estrategias de comunicación, relaciones públicas y mercadotecnia. Consejero editorial del periódico REFORMA. Ha diseñado y producido eventos para El Palacio de Hierro, Mastercard, Don Julio -Diageo-, Kantar Worldpanel, Kantar TNS, Kantar Millward Brown, Expo China México, BLN (Bodegas La Negrita, DSM (Alimentación y salud) y La Europea, entre otras. Miembro de diferentes consejos consultivos editoriales y empresariales. Inquieto, disruptivo y apasionado. He sido de todo. Sin miedo a siempre volver a empezar.