Entre las disciplinas que conforman el Below The Line, el marketing de eventos es una de las más utilizadas en México, así como una de las favoritas a nivel mundial.

La recordación de marca, contacto directo con el consumidor, generación de leads, la creación de vínculos emocionales y la amplificación del alcance, son solo algunos de los beneficios que una compañía obtiene al llevar a cabo un evento, mismos que han permitido que esta estrategia de marketing crezca.

En 2018, la inversión destinada a eventos en México alcanzó los 12,450 millones de pesos, de acuerdo con datos del Departamento de Investigación de InformaBTL, cifra que para el término de este año podría rebasar los 13,000 millones de pesos, según estimaciones de este departamento.

Te sugerimos: Marketing de eventos: 7 tendencias que optimizarán la experiencia.

Cabe mencionar que de las disciplinas BTL que se tienen en el país, el event marketing se mantiene, desde hace un par de años, como la segunda estrategia a la que más se le destina capital por parte de las marcas.

¿Qué debe tener un brief para eventos?

Al igual que sucede con otras acciones y campañas mercadológicas, al tener en mente la creación de un evento la redacción y entrega de un brief es algo indispensable.

Bianca Ramírez, socia fundadora de la agencia Avanna comentó en entrevista para InformaBTL que, aunque parezca una obviedad tener listo este documento, en ocasiones las marcas no cuenta con él o se trata de un brief escueto, sin la información básica y sustancial que deben proporcionar, además de que varias agencias no suelen preguntar sobre los datos que faltan y por cuestiones como esas se puede dar una falta de claridad en lo que el cliente busca conseguir, así como el desarrollo de propuestas alejadas de lo que desea la marca.

Te recomendamos: ¿Por qué un evento es excelente estrategia para hacer marketing B2B?

A fin de evitar contratiempos y tener mayor claridad de lo que un cliente quiere obtener con cierto evento, expertos y líderes de agencias, así como marcas, todos consultados por este medio, han delimitado 12 puntos básicos que todo brief para eventos debe tener.

  • Objetivos generales.
  • Objetivos tácticos.
  • Nombre, historia, valores e identidad de la marca.
  • Descripción breve del proyecto.
  • Público al que va dirigido el evento.
  • Concepto del evento.
  • KPI’s a lograr.
  • Alcances deseados.
  • Sugerencia de venue.
  • Presupuesto con el que se cuenta.
  • Tiempos de entrega.
  • Tono de la comunicación antes, durante y posterior al evento.

Cabe mencionar que durante la planeación y desarrollo de un evento, información contenida en este documento puede variar, pero siempre manteniendo los objetivos muy presentes.

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL