Si hablamos de diseñar una estrategia para lograr que una marca se comunique eficientemente con sus consumidores a través de, por ejemplo, una activación deberíamos revisar lo que se está desarrollando desde un comienzo.

En 2017, pudimos ver una serie de activaciones de marca que sin lugar a dudas sorprendieron más allá de consumidores habituales de las marcas. De hecho, una de las causas de su éxito la podemos encontrar en el momento en que las personas logran entender los valores de la marca.

Y los más avanzados pueden detectar un hecho fundamental: el objetivo de la marca se logró aterrizar a la estrategia BTL. No importando que sea una activación, evento o estrategia digital.

El objetivo de una marca es importante para desarrollar una estrategia BTL, principalmente porque a través de éste se construirá la estrategia de la marca. Podemos encontrar objetivos como conocimiento de marca, posicionamiento y diferenciación.

Sin embargo, aquí dependerá de las circunstancia actuales de la marca para destacar a través de esta actividad de su competencia en el mercado. Por ejemplo, si a una marca le interesa que a través de un evento aumente su reconocimiento. Es importante que diseñe una serie de actividades que le permitan impactar a su target, y de esta manera llegar a un mayor número de personas, que prestarán atención a su oferta.

Por otra parte, es importante que la marca considere que la actividad que implementará será solo un paso más para su construcción. Pero, otro punto a destacar es la forma de aterrizar este objetivo ya que será necesario que los insigths sintonicen con las demandas de los consumidores. Al final, la suma de todos los elementos serán esenciales para comunicar eficazmente el deseo de la marca para.

Por tanto, la próxima vez que veas una estrategia BTL exitosa considera que esto se debe a que la campaña se creó a partir de un objetivo poderoso.

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL