El 30 de abril y los primeros días de mayo, las filas en las taquillas de los diversos cines de la ciudad eran impresionantes, debido al estreno de The Avengers: Age of Ultron.

Más notas relacionadas:
Doritos presenta plataforma musical gratuita
Greenpeace arremete contra PepsiCo vía Ambient Marketing
5 tipos de Community Manager al estilo de The Avengers

Hasta los lugares menos preferidos fueron peleados por cada uno de los fanáticos que esperó más de 20 minutos en la fila de la taquilla, y que superó por mucho a las filas de banco y en quincena.

En cuestión de branding, bastaron cinco minutos para que una sala de cine se llenara y no faltó el joven, ya no digamos niño, que iba disfrazado de Capitán América o de Iron Man para ver la película.

Este escenario permite dimensionar la importancia de contar con una estrategia de branding emocional, pero también la relevancia de que las marcas estén atentas e identifiquen qué fenómenos son los que gozan de mayor aceptación para convertirlos en parte de sus estrategias BTL, y obtener así mayor engagement con las personas.

Por ejemplo, el sábado 9 de mayo se llevó a cabo la Carrera Marvel 2015, en el Estadio Olímpico de Ciudad Universitaria.

La carrera estuvo limitada a 6 mil participantes, quienes tuvieron la oportunidad de inscribirse en recorridos de 5 y 10 kilómetros.

Las marcas patrocinadoras fueron Banorte, IXE, Yomi Lala, e pura, Doritos, Puma, hp y mistertennis, y cada patrocinador colocó un stand en el lugar.

Sin embargo, en el caso de Doritos, la marca contó con una zona de descanso para los participantes y sus familiares, así como una cabina donde los asistentes podían tomarse fotos con props de The Avengers.

Interior

La activación, que estuvo a cargo de la agencia Figallo Comunicaciones, inició a las 5 de la tarde y concluyó a las 11 de la noche. El meollo es que logró un impacto de 615 personas y fue el único stand que mantuvo una fila durante todo el evento.

Fotos: Cortesía

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL