La moda ecológica o ecomoda, se basa en la confección de ropa orgánica: telas libres de químicos, que no contaminen el agua, ni el aire, que protejan el suelo, reduzcan residuos, ahorren energía y prevengan el calentamiento global. Los materiales orgánicos que se usan están libres de pesticidas y fertilizantes.

Cerca de 350.000 toneladas de ropa por un valor de más de 140 millones de euros se tiran todos los años sólo en el Reino Unido y que se necesitan más de 20.000 litros de agua para producir una sola camiseta de algodón son datos preocupantes.

Es por ello que H&M, Kering y Worn Again se han unido para crear una pionera tecnología de reciclaje textil, el plan es que entre la marca sueca y la firma deportiva Puma, propiedad del conglomerado de lujo Kering prueben su viabilidad comercial.

H&M

Este problema tan frustrante ha hecho que estas tres firmas junten sus esfuerzos para hacer algo que hasta ahora no era posible con las  toneladas de prendas no deseadas que terminan en los vertederos.

Mediante una nueva tecnología para extraer químicamente las diversas fibras de los tejidos con el fin de reciclarlos, se intentará separar y extraer el poliéster y algodón de tejidos antiguos, reduciendo la cantidad de ropa que llegará a los vertederos cada año.

Una vez que han sido recapturados, el poliéster y la celulosa de algodón se pueden convertirse en un nuevo tejido. Así, la vida de una camiseta, hasta ahora lineal, podría volverse por las tiendas de moda.

Fotos: Bigstockphoto

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL