A nivel mundial, la industria de bebidas alcohólicas tiene una importante participación con esfuerzos de event marketing y activaciones de marca. Una amplia variedad de productos de alcohol representan una importante partida para las compañías que operan en este sector.

Actualmente, China, Indonesia, India y Singapur son los mercados que registran el mayor crecimiento en todo el mundo, según datos de Research and Markets. Asimismo, se estima que Europa sea uno de los mercados que encabezan el consumo de bebidas alcohólicas. En este mercado, Alemania, Francia, Italia, España, Reino Unido y Países Bajos son los países con mayor consumo.

Sin embargo, datos de The International Wine & Spirit Record (IWSR), señalan que el consumo de alcohol en todo el mundo disminuyó un 1.6 por ciento en 2018. Esto se debe a una tendencia del consumidor a no querer tomar tanto, así como optar por otras opciones de bebidas alcohólicas. 

De acuerdo con IWSR, el consumidor intenta comer y beber de manera más saludable. Al respecto, los establecimientos de bebidas alcohólicas y fabricantes están capitalizando esta tendencia al ofrecer bebidas sin alcohol. Esta tendencia está presente en las generaciones más jóvenes, en un rango de edad entre 21 y 44 años, que incluye principalmente a consumidores de la generación millennial y la generación X. De acuerdo con los últimos reportes las marcas están preparadas para este tipo de tendencias, donde se prioriza la salud y el bienestar. 

Datos de la oficina de Censo de Estados Unidos, señalan que la cerveza, el vino y el licor en Estados Unidos alcanzaron ventas por 4,620 millones de dólares en marzo de 2019. 

En el mercado estadounidense, entre las bebidas más populares se encuentran: café, cerveza, vodka, vino, té, vino blanco, jugos, refrescos, tequila y whiskey, por mencionar algunos. 

Te recomendamos:

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL