Desde Nielsen revelan que desde la etapa temprana del COVID-19, el canal con mayor crecimiento es el Autoservicio (+29 por ciento), seguido de Mayoristas (+16 por ciento) y Farmacias (+14 por ciento), en México. En el mundo, el retail se empodera con tal fuerza que tiene posibilidades enormes de inversión para una transformación definitiva que le está exigiendo el propio proceso de compra.

Ante este panorama se registran al menos cinco cambios definitivos en el retail ante el COVID-19, señalados desde los propios expertos.

Nuevas cadenas de distribución

Los expertos ya han dado sus pronósticos, comenzando por Euromonitor y su estudio “7 Predictions for How Coronavirus Will Change Retail in the Future”, que señala un cambio en la exportación y origen de los productos para las grandes cadenas, dependientes en gran medida de China, pero que a partir del COVID-19, se ha detenido y las compañías han tenido que buscar nuevas opciones encontrando una en Japón. Esto solo es señal de que más países deben aventurarse, es el momento de diversificar.

E-commerce fortalecido

Este es el cambio más palpable en la actualidad, pero no por ello más importante. A nivel global, los esfuerzos han atraído a 9 de cada 10 usuarios web, de acuerdo con el informe “¿Cómo competir en e-commerce?”, elaborado por Aecoc Shopperview y Google Marketing Insights. A decir de Google, el 60 por ciento ha realizado compras o pedidos online durante los últimos siete días. Sin embargo, todos los cambios son un complemento definitivo en la transformación del retail.

Una enorme área de oportunidad en la web

Si bien las compañías están lanzando sus sitios web para hacerle competencia al retail, la experiencia de compra no está a la altura aún. Los reclamos son numerosos y la gente está esperando a que abran sus tiendas físicas para ir al departamento de atención al cliente. Es por ello que retail tiene una enorme oportunidad de dejar aún más atrás a las compañías, que al momento promedian un ratio de conversión de compra de las tiendas online muy bajo: el 16 por ciento de las visitas a los comercios digitales de estas grandes plataformas se acaban traduciendo en ventas, por solo un 4 por ciento en el caso de las tiendas medianas.

Self-checkout

Este es el siguiente paso del autoservicio en el retail. Minimizar el contacto humano en los cajeros e implementar auto pago gracias a las tecnologías disponibles en la actualidad, que pueden prevenir robos por medio de inteligencia artificial y a la par obtener data de consumo vital en los puntos de venta físicos.

Tienditas empoderadas

Si bien los supermercados han incrementado sus cifras de forma estratosférica ante las compras de pánico. De acuerdo con Dunnhumby, los locales y tienditas de conveniencia salen ganando, pues sus ventas no son de emergencia, sino progresivas y estables, lo que las empedrado en medio de la pandemia.

Te recomendamos:

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL