En Inglaterra no es raro escuchar que McDonald’s es un fast food retailer preocupado por la lectura, tanto que dentro de su producto insignia, la Cajita Feliz, hay libros en lugar de juguetes desde 2012. Pero en Latinoamérica ¿pasa lo mismo?

Si bien a la marca no le preocupa ser el máximo distribuidor de libros, pero tampoco es ajeno a la causa. En 2013, la estrategia de dar libros en las cajas felices se implementó en algunos países como Chile, Venezuela, Brasil, Colombia, Costa Rica, Ecuador, Panamá, Perú y Uruguay. En aquel año, la cadena de comida rápida logró distribuir más de 1 millón de libros.

En noviembre del mismo año, la iniciativa en pro de la lectura se realizó en Estados Unidos, donde fueron entregados 20 millones de libros. Y en el caso de México, fue en el 2014 cuando la marca distribuyó 700 mil ejemplares en tres semanas.

Los títulos que estuvieron disponibles en esta primera fase de la campaña fueron cuentos infantiles universales de autores como Hans Christian Andersen, los hermanos Grimm y Oscar Wilde y títulos como Los Duendes y el Zapatero, La Ratita Presumida, El Gigante Egoísta, El Traje Nuevo del Emperador, Piel de Asno, Heidi, El Ruiseñor y la Rosa y El Doctor Sabelotodo, mismos que fueron editados por Editorial Planeta.

La segunda fase de la campaña en México fue en septiembre del 2014. McDonald´s ofreció una colección integrada por 4 títulos de los clásicos de la literatura infantil y de autores muy conocidos como los hermanos Grimm, Hans Cristian Andersen y Oscar Wilde, entre otros.

Esta oleada registró una distribución de 400 mil libros en 2 semanas. Debido a la gran acogida que tuvo la campaña, McDonald’s apostó por la lectura de nueva cuenta en febrero de 2015.

En esta ocasión, la colección estuvo conformada por 4 libros con pedagógicos títulos: “Universo”, “Depredadores”, “Dinosaurios” y “Océanos”.

Ahora bien, ¿qué tan cierto es que McDonald’s deja los juguetes y toma los libros? Es falso que el fast food retailer deja las licencias, pero es cierto que seguirá introduciendo libros en su producto popular para niños, pues ambas son estrategias de Retail Marketing que le han dado buenos resultados.

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL