Pensar que hacer siempre las mismas cosas o aplicando las mismas estrategias de marketing te generarán resultados diferentes, lo único que traerá será perdida de dinero, tiempo y consumidores.

Entonces ¿qué deben hacer las marcas para lograr resultados distintos y exitosos?, esa sin duda es la pregunta de preguntas.

Sea cual sea el resultado que hayas obtenido con cierta estrategia mercadológica, el reto siempre estará en tener la capacidad de reconocer y entender los fracasos, errores y aciertos para entonces determinar qué tipo de herramientas below the line, canales, medios, y demás recursos emplear y con ello hacer mejoras en tu estrategia de marketing.

Es necesario no perder de vista que el target es el centro de todo, por lo que diseñarle experiencias harán que tu marca se convierta en un modelo de negocio exitoso.

Para facilitar la obtención de buenos y diferentes resultados, Business Canvas recomienda las siguientes 5 medidas que debes tomar para identificar si tus estrategias han rendido frutos, si has obtenido los resultados que esperabas y para que determines qué cambios debes hacer.

No provoco suficiente reacción en mi target

Hacerse este cuestionamiento aplica cuando el problema que buscabas solucionarle al consumidor no le es suficientemente relevante o sólo impacta a un pequeño porcentaje de tu target.

Tu propuesta de valor no se justifica ante tu consumidor

Se refiere a cuando el mensaje o solución que planteas no es satisfactoria para tu mercado o no cubre las necesidades de tus clientes.

Tu modelo de adquisición y retención no genera el crecimiento proyectado

Quiere decir que la solución es la correcta y  le gusta a tu consumidor, pero aún así no logras agrandar tu target, lo que podría atribuirse a una mala elección de un canal, entre otras razones.

También puede darse el caso de que, una vez que un consumidor llega contigo, no logras hacer que se quede o repita su compra. Por ello es importante y necesario ubicar dónde está el error y así remediarlo.

Costos de operación elevados

Puede ser que al entrar a un mercado nuevo, necesites apretar tu margen y costos de operación, pero si esto no se corrige, tarde o temprano esto será insostenible. Esto también se puede dar por cambios en tu cadena de producción o proveedores.

Situaciones ajenas o inesperadas modifican tu modelo de negocio

Aunque suene a pretexto, no lo es. Puede ser que no sea el timing correcto para ofrecer tu producto o servicio, lo que puede deberse a la competencia existente, nuevas regulaciones, cambios tecnológicos, cambios de gobierno, volatilidad de la divisa norteamericana, e incluso la incertidumbre ante la economía mundial.

 

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL