Al interior de un retailer, la competencia entre marcas se torna más complicada, por lo que usar materiales POP como los stoppers es una opción viable y necesaria.

Dentro de la amplia variedad de material POP, los stoppers son aquellos que buscan favorecer la comunicación de ciertos productos, a través de un diseño que contiene elementos decorativos y de señalización que se cruzan en el journey del shopper al interior de un retailer para atrapar su atención y guiar su interés y mirada hacia ciertas marcas y productos, influyendo así en su decisión de compra.

Este tipo de material POP no tiene dimensiones o medidas específicas, estas son determinadas por la marca y espacio con el que se cuente en anaquel, y se ubican perpendicularmente en el estante o anaquel.

A diferencia de una cabecera, un stopper si bien busca tener la atención del consumidor, la manera de hacerlo difiere en el sentido de que éste se coloca en cierta posición, de tal forma que logre interrumpir el recorrido del shopper, hacer que se detenga y tenga a su disposición un producto determinado, porque los stoppers justo se ubican a un costado del producto que intentan vender.

Si se trata de una categoría de material POP, ¿por qué es preciso contar con stoppers en un retailer?

Captura la atención del cliente

Dada su ubicación, diseño, estructura y tamaños, la marca que lo utiliza puede captar más fácilmente la atención del shopper al interrumpir su journey.

Resalta la exhibición de producto

Además de capturar la atención, los stoppers tienen la cualidad de resaltar o hacer destacar la exhibición de aquellos productos que promocionan y así tener cierta ventaja de visibilidad frente a su competencia.

 

Refuerza la imagen publicitaria

Tanto la marca como los productos se ven beneficiados con el uso de stoppers porque, gracias a sus características refuerza la imagen y promoción de la marca, favoreciendo también su comunicación con el shopper.

Apoya el branding del fabricante

Gracias a su diseño, estructura y colocación en anaquel, el stopper es capaz de resaltar el logotipo de la marca, así como la imagen del producto, ofreciendo una promoción completa al shopper, es decir, logrará ubicar fabricante y artículo.

Tiene diversos usos

Ya sea que el fabricante desee destacar su producto o categoría, un stopper puede usarse para darle mayor peso visual a la propia marca, destacar un producto o hacer mayor énfasis en la categoría a la que pertenece, o resaltar los tres elementos.

Aunque este tipo de materiales no son nuevos en PDV, siguen siendo una estrategia eficaz para captar la atención del shopper y persuadir, de tal forma que adquiera cierto producto y así modificar la decisión de compra a favor de una marca determinada.

 

Foto: Prega impresiones.

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL