De los insights a los hechos, hay un buen trecho

3077

Un insight es un descubrimiento. De una sombra o una luz den cliente. La búsqueda de los insights debe de ser permanente. Más constante que nunca ¿Por qué? porque los clientes, su contexto y coyuntura siempre está cambiado. Ya sea por programaciones culturales, sociales, tecnológicas o generacionales. Nunca un río será el mismo. El agua está siempre corriente. Nunca será la misma. Muchas de las marcas están mucho más preocupadas por la operación de las tácticas de la mercadotecnia que por conocer bien y a plenitud a sus clientes. Triste pero muy real.

¿Qué se puede hacer? ¿Hay remedio?

Por supuesto y se llama mantenimiento de conocimiento del cliente. Como todo, no es una receta de cocina, son seguimientos básicos para cuidar de tu marca y saber en todo momento qué está pasando con tus clientes en su mente, su cuerpo su espíritu y por supuesto lo más importante: su sombra.

La mente de los clientes más veloz que tu marca

Piensan más rápido que tú siempre. Viven rodeados de multi pantallas todo el tiempo y las 24 horas del día. Observan más de 4 horas en video todo el día en sus teléfonos, ¿Cómo seguirlos? Experimenta. Invierte en pauta -no millonadas- en publicidad y brand content en todos los nuevos dispositivos que están en sus manos, sí esos con los que duermen aun lado o con los que van al baño. Antes acostumbrábamos ir al baño con una revista, ahora vamos con nuestro teléfono en mano. Vemos netflix en nuestro teléfono y escuchamos la radio en streaming de nuestro teléfono, no solo pautes publicidad, genera con tenido de marca que enganche y que genere leads para ver y medirlas respuestas. Interactividad, no sólo publicidad aleatoria. Los clientes quieren diálogo y conversaciones no mandatos.

En cuanto al espíritu de los clientes es indispensable intuir qué los mueve en realidad, qué los inspira y qué los detona. Cuál ha sido su día más triste y su día más feliz. Qué los pone tristes y que los inspira. Así sabremos todo el tiempo qué pasa con su alma y espíritu. Por lo menos en su momentum actual.

Su sombra es más difícil de detectar. Está oculta como iceberg. Es fácil de descubrir, basta con observar qué es lo que presumen en su vida digital. Dime qué presumes y te diré de que careces. La sombra la proyectamos todo el tiempo, de forma indirecta proyectamos nuestra sombra. Entre más felices proyectemos, nuestra saco de nuestra sombra será más pasado.

Luces y sombras cambian todo el tiempo y los agentes de la mercadotecnia estamos aquí para observar y analizar todos los días, si queremos seguir conservando las cuentas o los clientes. Es parte de nuestra vida. El futuro es observar, probar y aplicar. No hay más allá.

 

 

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL


Compartir
Artículo anteriorEcommerce: 6 tips para potencializar tus ventas online
Artículo siguienteFiestas patrias: 7 Promociones que elevarán el consumo en PDV
Director fundador de agencias de mercadotecnia de nicho y relaciones públicas como InTrend The Next Marketing, InTrend Sibarita y Party Animal, también es autor del libro Las Nuevas Tribus Urbanas, editado por Kätedra. Estudió comunicación en la Universidad Iberoamericana y un posgrado en la Universidad Complutense de Madrid en producción audiovisual. Asesora en comunicación a marcas como Adidas, El Palacio de Hierro, Mastercard, Diageo, Kantar Wordpanel, Expo China México, entre otras; representa a restaurantes como La Otra, James & Collins, La Rua, Jamón J. Jamón, para mercadotecnia gourmet. Es columnista de Merca 2.0 desde hace cinco años. Cuenta con colaboraciones de estilo de vida y Tribus Urbanas en W Radio (Martha Debayle) y Newsweek en Español. En InformaBTL tiene un espacio de opinión que se publica semanalmente.