Información de la agencia de noticias Reuters indica que ICA y Slim presentaron propuesta para nuevo AICM, con una oferta que alcanzó los 3 mil 500 millones de dólares destinados a la construcción del edificio terminal del Nuevo Aeropuerto de la Ciudad de México (AICM), ahora sin la competencia de la compañía española Ferrovial y Dragados, quienes habían ofrecido 4 mil 200 millones de dólares.

En cuanto al retiro de Ferrovial y Dragados, el que haya desistido de seguir en la contienda eleva las posibilidades del magnate Slim para ganar la licitación, quien en septiembre de este año ganó un contrato por 361 millones de dólares para llevar a cabo la construcción de una de las pistas del nuevo aeropuerto capitalino. 

De acuerdo con Statista Grupo Carso estuvo en el ranking de las empresas mexicanas más valiosas en 2015, situándose en el lugar número nueve gracias a sus 427 millones de dólares generados en ingresos, una empresa perteneciente a uno de los hombre más ricos del mundo, quien en 2016 ocupa el primer lugar como el empresario más rico de México, registrando un patrimonio neto de 50 mil millones de dólares.

La agencia de noticias informó en octubre pasado que el consorcio liderado por Carso Infraestructura y Construcción, que forma parte de Grupo Carso, estaba en conversaciones con ICA para hacer una oferta para este proyecto de 13,000 millones de dólares.

Por su parte, la constructora ICA también ganó en octubre de 2016 una licitación para construir la losa de cimentación de la terminal aérea de la Ciudad de México por una suma de 371 millones de dólares, empresa que tuvo una serie de problemas tras el incumplimiento de pagos de intereses aunados a la caída de sus ingresos y deudas elevadas. El fallo se conocerá el 6 de enero del 2017 después de una evaluación de las propuestas técnicas y económicas recibidas.

En el ranking de las 500 empresas más importantes de Grupo Expansión, ICA ocupa el puesto número 83.

Entre el resto de las ofertas recibidas se encuentran el consorcio portugués Moto-Engil México, conformado por Calzada Construcciones, Impulsora de Desarrollo Integral, Construcciones Aldesem, Construcciones Urales y Jaguar Ingenieros Constructores, quienes presentaron una oferta por casi 9 mil millones de dólares, mientras que el consorcio conformado por Omega Construcciones Industriales, Construcciones Rubau y Desarrollo y Construcciones Urbanas, propuso una oferta de 87 mil 500 millones de pesos, es decir, arriba de los 8 mil millones de dólares.

 

 

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL