En México, cinco de cada 10 empresas medianas cuentan con algún servicio en la nube privada, pero solo dos de cada 10 pequeñas la utilizan, de acuerdo con un estudio realizado con The Competitive Intelligence Unit, The CIU.

La consultora indicó que cada vez más empresas grandes y medianas adoptan servicios en la nube privada, sin embargo ésta tiene poca penetración en las pequeñas compañías.

Ello, debido a que los empresarios de este segmento tienen poco conocimiento sobre los beneficios que ofrece el almacenamiento en la nube, refiró The CIU en un comunicado.

A decir del creador del sistema empresarial Crescendo y director general de CresCloud, Ignacio Vizcaíno, es primordial que los usuarios de la nube privada verifiquen las medidas idóneas que los proveedores deben cumplir para garantizar la máxima seguridad en el manejo, almacenamiento y privacidad de su información.

En este sentido, la firma tecnológica CresCloud recomendó usar contraseñas complejas y niveles de permisos para los usuarios a fin de restringir o permitir el acceso a diversas funcionalidades del sistema, ver o descargar determinada información, acceso al sistema a través de dispositivos móviles.

A estas medidas se suma contar con firewall o cortafuegos para bloquear accesos no autorizados de hackers, cibernautas ajenos a la empresa o software malintencionado.

De igual forma, concretar acuerdos de confidencialidad con las empresas usuarias del servicio sobre los datos almacenados en la nube y avisar al usuario si está subcontratando a otra empresa para ofrecer el servicio de la nube.

Es importante que las mismas compañías usuarias implementen disposiciones de protección como usar equipos de cómputo y móviles con software original, que van desde el sistema operativo hasta la paquetería de Office y antivirus.

Y es que cifras de la firma de investigación de mercados IDC revelan que 20% del software ilegal en las empresas mexicanas es instalado por los propios empleados.

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL