De acuerdo con la Universidad Corporativa Fundación Lenguaje Corporal, un abrazo ayuda a sentirse bien, puede conducir a pasar un momento relajante y divertido, reduce el estrés, estrecha lazos afectivos y mejora la comunicación.

Más notas relacionadas con Marketing experiencial:
Hacemos experiencias, ¿en serio?
El libro del día: BTL. Experiencias de Marca
4 claves para crear experiencias de marca a través de la creatividad

Esto representa una gran oportunidad para las marcas, así como para las Pequeñas y Medianas Empresas que desean generar más empatía con sus clientes, pues la base de una buena relación consumidor-marca es la comunicación no solo verbal sino también la que va más allá de las palabras: la corporal.

“El Lugar de Tim” es un pequeño restaurante ubicado en Albuquerque, Nuevo México, cuya estrategia de marketing experiencial, basada en abrazos y una sonrisa, lo ha convertido en el lugar más feliz del mundo. Su dueño es Tim Harris, un joven con Síndrome de Down, que a través de un video narra cómo su filosofía de vida lo ha impulsado a consolidar su negocio.

“Es el sitio más feliz del mundo. Es un restaurante de desayunos, almuerzos y abrazos. Los abrazos son la mejor parte”, dice Tim, quien recibe personalmente a sus clientes, les pregunta cómo se sienten, se preocupa por el personal y no deja de felicitar y reconocer a sus empleados.

En el video se observa cómo Tim confía tanto en los abrazos, que incluso ha instalado un contador oficial de abrazos en el establecimiento.

“Mi mayor preocupación es la gente que entra por la puerta. A veces mis clientes están tristes, pero les doy un abrazo y se sienten mucho mejor. Los abrazos son mucho más potentes que la comida”, expresa Tim.

A continuación te invitamos a que conozcas esta historia:

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL