Las campañas de promoción juegan un papel importante en la comunicación de una marca. Se trata de una estrategia que permite dar impulso a las ventas a corto plazo. Sin embargo, para motivar al consumidor a comprar se requiere más que una serie de recompensas.

De acuerdo con un informe de Acierto, 3 de cada 5 consumidores afirman que la publicidad es capaz de condicionarles. Es decir, que influye en sus decisiones para comprar productos o determinados servicios. Según la fuente, 70 por ciento de los encuestados reconocieron haber comprado algún producto al ver un anuncio. Mientras que, el 63 por ciento dijo que tras visualizar el producto incrementó su confianza hacia la marca.

De modo que las campañas de promoción son fundamentales para generar motivación de compra en el consumidor. No obstante, la publicidad no sólo se encuentra en medios masivos, también la encontramos en el punto de venta, vallas publicitarias o en el packaging del producto. Datos de Acierto señalan que, 3 de cada 5 consumidores dijeron haber comprado algún artículo porque tenía un envase ‘bonito’. De igual manera, los consumidores al estar expuestos a este tipo de campañas, 47 por ciento sintió confianza en la marca; 63 por ciento incrementó su fiabilidad en la marca, 25 por ciento se sintió identificado con el anuncio y un 12 por ciento porque se divirtió con el anuncio.

Por otro lado, la firma muestra que publicidad mejora la percepción de una marca, dado que mejoran la confianza en una marca y refuerzan los motivos de compra, sin embargo, la publicidad no es el único componente que transmite confianza al consumidor, las recomendaciones (14 por ciento), la trayectoria de la marca (32 por ciento), y una buena experiencia (41 por ciento), son otros elementos que influyen en la confianza del cliente.

De acuerdo con el estudio 2017 Connected Life de Kantar TNS, 18 por ciento de los consumidores confían en lo que las marcas transmiten a través de las redes sociales.

 

 

 

 

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL