En el mercado mexicano, el interés por realizar compras en línea incrementa año con año. En 2017, las categorías más adquiridas fueron: libros y revistas (33 por ciento), deporte y fitness (22 por ciento) y electrónica de consumo (22 por ciento), de acuerdo con el estudio de Comercio Electrónico en México 2017.

Una mayor oferta de productos, métodos de pago accesibles, promociones y un servicio al cliente eficaz, son algunos de los beneficios que el consumidor adquiere en este tipo de compras.

De hecho, un estudio realizado por Prosper Insights & Analytics, concluyó que las tiendas en línea destacan de los establecimientos físicos por ofrecer un mejor servicio al cliente, además señala que una de sus razones de éxito está en que sus estrategias están centradas en el cliente.

Sin embargo, a pesar de los esfuerzos realizados por las marcas, el comercio electrónico tiene algunas barreras que son necesarias eliminar para entregar un mayor valor al consumidor.

Vincent Speranza, director general de Endeavor México, ha mencionado en entrevista con InformaBTL, que para impulsar el comercio electrónico, México necesita avanzar en términos de digitalización y acceso a las tecnologías.

“México tiene a su favor la inserción de la telefonía móvil que, de manera paradójica, es el sector de las telecomunicaciones con mayor crecimiento del país. Hoy más de 80 millones de personas tienen un teléfono celular, aunque apenas hay 44.2 millones de smartphones activos.

Esto se convierte en un canal de entrada muy importante para el e-commerce, no sólo porque permite a más mexicanos realizar búsquedas desde los navegadores de sus aparatos, sino porque éstos son puntos de acceso recurrentes a sitios como Facebook, Twitter e Instagram, que hoy en día son los principales escaparates para muchos de los negocios de e-commerce”, explicó.

Datos de Statista Market Analytics, indican que el 28.8 por ciento de la población mexicana había comprado productos en línea en 2017. No obstante, se espera que esta cifra crezca a 30.8 por ciento en 2018.

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL