China.- Este fin de semana una joven de 23 años murió electrocutada tras tomar su iPhone para contestar una llamada mientras éste se cargaba. El incidente provocó que la familia interpusiera una demanda en contra de Apple pues creen que el teléfono es el culpable del deceso.

Más notas sobre Mercadotecnia:
¿A qué suenan los colores?
Durex niega participación en condones de Daft Punk

La tragedia ocurrió en la provincia china de Xinjiang donde los primeros análisis confirmaron que la muerte de la chica se debió a una descarga eléctrica. Gran parte de la información que se ha filtrado a los medios proviene de la hermana mayor de Ma Ailun, nombre de la chica fallecida, quien ha escrito su sentir a través de la red social Weibo, donde también ha alertado a los usuarios del peligro de contestar un celular mientras está conectado a la energía eléctrica.

Actualmente Apple investiga el caso después de enviar sus condolencias a la familia de Ma, sin embargo no ha querido revelar detalles sobre el caso y el rumbo de las investigaciones, un comportamiento muy acorde al hermetismo que siempre ha caracterizado a la marca.

El accidente se situó en el segundo mercado más grande de Apple, de manera que podría afectar sus ventas, como ya ocurrió en abril de este año cuando la marca se vio obligada a cambiar la póliza de garantía del iPhone después de que muchos usuarios se quejaron porque en China la empresa no les cambiaba los equipos defectuosos, sino que únicamente remplazaba las partes dañadas, mientras que en otros países Apple cambia el teléfono por uno nuevo.

Habrá que esperar a ver cuáles serán las acciones de comunicación que implementa la marca con sede en Cupertino, California, para contrarrestar la imagen que este incidente ha causado en sus productos. Una estrategia de marketing efectiva podría ser la diferencia entre salir avante o perder millones de consumidores fieles.

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL