Noruega.- La Universidad Kuben Yrkesarena incluyó en su oferta académica una serie de cursos para aprender diferentes oficios que sirven como alternativa para aquellos jóvenes que no pueden o quieren estudiar una carrera universitaria.

Más notas sobre Mercadotecnia Social:
Video interactivo para ayudar a los adultos enfermos
Transforman villancico en canto de ayuda

Sin embargo este tipo de estudios no poseen una buena reputación entre la población. Mucha gente considera que este tipo de carreras técnicas son una pérdida de tiempo y sólo son estudiadas por aquellos jóvenes que no tienen grandes aspiraciones y se conforman con aprender “cualquier cosa”.

Con el objetivo de cambiar esta percepción y mostrar que las personas que estudian algún oficio pueden lograr grandes metas y desempeñar puestos importantes, el Ministerio de Educación y la universidad instalaron la Cabina del Futuro, una caseta fotográfica que invita a los alumnos a tomarse una foto que revelará su posible desarrollo profesional.

Esta cabina cuenta con un ciclorama que permite cambiar el fondo de la fotografía de acuerdo al tipo de estudio que cada alumno pretende cursar, además cuenta con un par de audífonos que recrean diferentes ambientes relacionados con la carrera técnica elegida; la imagen impresa era entregada a cada participante.

La idea BTL fue desarrollada por la agencia Try Apt de Oslo.

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL