Alfa y Omega. Lo hecho por el hombre posee el postulado del principio y el fin, de lo positivo y lo negativo; el tiempo es el invento más complejo de la humanidad, por tanto su valoración y sus enfoques son cruciales para las actividades económicas. Al iniciar un año también comienza un ejercicio contable, un nuevo periodo financiero, un parteaguas en la construcción de la oferta empresarial. A veces surge por el análisis de los sucedido o por las tendencias que repuntan, por tal motivo es necesaria una propuesta de los esfuerzos que se van a emplear durante el año.

Más artículos de Arturo González:
El número correcto de empleados: BTL personalizado
¿BTL para su agencia?
6 puntos de BTL restaurantero

En el tema presupuestal, las principales escuelas de negocios han apuntando a que el manejo de recursos debe ser prioritario para el crecimiento de los activos de la entidad, los recursos en términos conceptuales han pasado a ser capitales, por lo que el capital humano, financiero, temporal, tecnológico y creativo son los nuevos pilares que debemos atender.

“Para obtener resultados óptimos se requieren de presupuestos óptimos”, estamos dejando atrás aquel modelo en donde se exigían resultados máximos en condiciones paupérrimas. Las escuelas de negocios han concebido un cambio en los paradigmas empresariales, si bien es cierto que el principio de maximizar sigue vigente, el principio de ser realistas debe superponerse al del optimismo mal encausado.

En resumen, obtenemos resultados según la mezcla de recursos que empleamos, según el respeto que le damos a los presupuestos.

Sabemos que los factores internos y externos de las empresas siempre exigen de posturas darwinianas, donde al empoderar ciertas áreas podemos sobrevivir y ser los reyes del mercado. Por tanto los presupuestos guardan relación directa con los factores empresariales, en cada organización las proporciones son singulares.

La estrategia de marketing que las empresas establezcan en la actualidad,debe estar orientada a objetivos particulares, antes partían de una filosofía empresarial bastante estática, lo volátil del mercado ha hecho que los objetivos cambien en la medida en que el entorno se transforma.

Elegir el BTL como la herramienta de marketing para su empresa, puede ser el plan perfecto para iniciar el año, pues puede aplicar un BTL de mantenimiento, de disminución o de incremento, le explico:

BTL CERO.- sirve para neutralizar las estrategias publicitarias, para hacer amigable pero no fanático, para crear empatía pero no enamoramiento excesivo. Algunas empresas lo emplean para mantener su posicionamiento, es entonces un recordatorio que no cambia el tránsito de las campañas alternas o principales, sino que sólo perdura para constituir un aliento que en ausencia no perjudica.

BTL NEGATIVO.- se desarrolla bajo el concepto del antimarketing, algunos lo denominan psicología inversa, sirve para disminuir la demanda, el furor o las expresiones negativas que los consumidores han hecha públicas. Su objetivo es contrarrestar, aniquilar en ciertos casos, es dejar autoatacar algunos productos, públicos o mensajes.

BTL POSITIVO.- se ejecuta para refrescar la imagen, presentar un producto o sus variantes, para crear seguidores, establecer un canal de comunicación, lanzar un concurso, el BTL positivo pretende sumar ventas, posicionamiento, empatía y frecuencia de su uso o visita.

Recuerde que al desarrollar una campaña debe iniciar con el objetivo principal de saber si quiere sumar, restar o mantenerse, así la creatividad estará enfocada a atender una razón fundamental y no un planteamiento ideal.

Analice el BTL que requiere, arme su propuesta, arrastre el lápiz y logre la curva preferida en sus clientes: una gran sonrisa.

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL