Una tribu que cobró mucha popularidad entre los jóvenes fue la de los hipsters. Como grupo con determinados hábitos de consumo es un nicho atractivo para las marcas.

Basta recordar cuando el director creativo de la agencia BuzzFeed, Jeff Greenspan, desarrolló una campaña de guerrilla en Nueva York. El objetivo de esta iniciativa fue nada menos que atrapar a los hipsters que merodean por la ciudad. Una acción un tanto absurda, pero muy divertida.

La estrategia consistió en colocar trampas falsas en diferentes espacios públicos de la ciudad para que los hipsters fueran apresados. Como carnada se utilizó una cerveza Pabst Blue Ribbon, lentes de pasta, una cámara reflex, cadenas de bicicleta y una cajetilla de cigarros American Spirit.

Greenspan aseguró que esta acción de guerrilla pretendió librar a la ciudadanía de infestarse con tipos de esta subcultura y poder estudiarlos con detenimiento.

En realidad es una acción que revela su desagrado por esta moda social, pues no es la primera vez que este personaje hace experimentos como estos en Nueva York. Antes de esta acción de guerrilla implementó una iniciativa para que de un lado de la calle caminaran los turistas y del otro los locales y así nadie se confundiera.

¡Qué tal!

hipster

 

 

 

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL