Una carreola enorme, pensada para el shopper adulto

Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on pinterest
El consumidor final no siempre es el shopper o el comprador que paga por determinado producto. Un claro ejemplo son las croquetas de perro, quien paga por ellas es el dueño de la mascota, pero el que termina consumiendo el producto son los canes.

El consumidor final no siempre es el shopper o el comprador que paga por determinado producto. Un claro ejemplo son las croquetas de perro, quien paga por ellas es el dueño de la mascota, pero el que termina consumiendo el producto son los canes.

Otro ejemplo son los bebés. Los padres son los que deciden qué artículos comprar, y a ojo de buen cubero eligen talla, color, material, marca, etcétera, etcétera.

A sabiendas de ello, la marca Contours diseñó una carreola pero para papás. La idea es que los compradores se conviertan también en consumidores finales de este tipo de productos.

Esta innovación de la marca se llama Test-Ride, y para promocionarla, se invitó a los padres a probarla en diferentes calles de Estados Unidos.

Mira el video:

Populares

Únete a InformaBTL

Únete a más de 150,000 lectores

Regístrate a nuestro newsletter en la siguiente forma y recibe a primera hora las noticias más importantes de mercadotecnia, publicidad y medios en tu correo.
Más de InformaBTL

Artículos relacionados

You don't have credit card details available. You will be redirected to update payment method page. Click OK to continue.