Sin duda el Super Bowl es uno de los eventos más esperados entre la población estadounidense, esto debido a la gran afición que existe no solo a los distintos equipos que conforman la National Football League (NFL), sino también al futbol americano.

Es tanta la afición por este deporte y el mencionado evento que, empresas como Kronos Incorporated ya prevén una disminución importante en el número de trabajadores que se podría ausentar en Estados Unidos, el día siguiente del partido final.

De acuerdo con esta compañía, el nivel de ausentismo pronosticado para el lunes posterior al Super Bowl llegaría a los 17.2 millones de empleados, número que superaría 16.5 millones reportados tras el partido final de 2016.

A pesar de que 7.8 millones de trabajadores aseguraron que se tomarían el día libre, dado dicho evento, estimaciones de la empresa señalan que otros 4.7 millones de colaboradores se ausentarán de sus labores, usando una enfermedad de último momento como justificación, sin que esto necesariamente sea verdad.

Según la compañía, las industrias o sectores que se podrían registrar un mayor nivel de ausentismo, a causa del Super Bowl serían la de construcción y manufactura, instituciones médicas, así como empleados de oficina y del sector de retail, restaurantero y hotelería.

En lo que respecta a líderes de empresas, un 36 por ciento comentó que existe la posibilidad de que laboren menos de su horas habituales.

Retailers, de los negocios más beneficiados por el Super Bowl

De acuerdo con la National Retail Federation (NRF), los supermercados son de los negocios que más se benefician de las compras relacionadas con el Super Bowl.

Entre las categorías que más se venden, al interior de estos establecimientos, destacan las botanas, snacks, bebidas alcohólicas, souvenirs y alimentos como salchichas, carne para hamburguesas y alitas, siendo estas últimas el mejor alimento para ver el partido, según Burson-Marsteller.

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL