A una semana de que el amor sea el protagonista de todo un día, muchas marcas han empezado a lanzar promociones o ediciones especiales para consentir a todos los enamorados con sus productos, pero en esta ocasión fue Tesco quien decidió con ayuda del below the line a unir extraños y hacer que nacerán nuevas parejas, no importando edad o sexo o color de piel.

De acuerdo con Statista, este retailer británico cerró el 2015 con ventas por 106 mil 74 millones de euros, siendo uno de sus mejores años desde 2010 cuando sus ventas ascendieron a 73 mil 777 millones de euros, lo que demuestra que es uno de los grandes minoristas europeos.

Para festejar San Valentín este minorista británico decidió hacer un experimento, unir parejas con base en los productos que compraban y para ello recurrió a la psicoterapeuta Rachel Morris quien hizo esas uniones tras dividir a los clientes en cuatro grupos: gays, lesbianas, jóvenes y adultos mayores.

Sin más ni más te dejamos el video de esta romántica acción de retail experience bien ejecutada por Tesco:

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL