Lo digital cada día está más presente en la vida de las personas, en prácticamente todos los aspectos, desde el modo en que se comunican hasta la manera en el que compran y venden productos. En este sentido, el e-commerce es uno de los temas que está adquiriendo mayor relevancia, en gran parte porque en el mundo digital la gente ha encontrado una oportunidad de negocio. Sin embargo, para que una tienda digital tenga éxito hay que tomar en cuenta algunos elementos básicos. ¿Cómo cuales? Precisamente en las siguientes líneas hablaremos sobre los puntos más importantes respecto a este tema.

Entrega de productos

Uno de los aspectos por los cuales el e-commerce ha tenido tanto éxito es porque le ha permitido al usuario adquirir nuevos productos sin la necesidad de tener que salir de su casa o de su oficina. Por este motivo la entrega de pedidos es uno de los aspectos que más se tienen que cuidar en términos logísticos, puesto que parte importante de la satisfacción de compra estará ligada a este punto.

Devoluciones

Aunque en principio el e-commerce parezca ser más sencillo que el comercio convencional, lo cierto es que uno y otro tienen sus complejidades que hay que tener en mente. Por ejemplo, en una tienda en línea no existe modo en que las personas puedan probarse una prenda o probar un producto antes de adquirirlo, lo que puede derivar en una tasa importante de devoluciones. En cuestión logístico, el modelo de negocios debe estar preparado para atender esta necesidad de manera rápida y sencilla.

Manejo de stock

A diferencia de lo que sucede en las tiendas físicas, en el e-commerce pueden existir distintas modalidades para almacenar y disponer de un stock, como, por ejemplo, el droppshiping. No obstante, en términos enteramente logísticos es fundamental que la empresa sepa dónde están sus productos, cuántos le queda y cuántos pedidos ha recibido, para que ningún usuario se quede sin lo que ha solicitado.

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL