En México, son escasas las campañas de Mercadotecnia social enfocadas al Mobbing, de hecho, este término es prácticamente desconocido a comparación del Bullying. Si se quiere saber qué es el Mobbing y cómo detectarlo, se necesita ir a dónde se acosa: los espacios de trabajo.

Más notas relacionadas con Mercadotecnia social:
Mercadotecnia social: Restaurantes contra el Phubbing
Mercadotecnia social: Perderlo todo en apuestas no es negocio
Niños viciosos: Sorprendente campaña de Mercadotecnia social

Mientras las campañas de Marketing social se enfocan al acoso escolar, se ha descuidado el fenómeno del Mobbing, que consiste en el acoso laboral.

Desde nuestro punto de vista, cuando asistimos a la presentación del libro de la investigadora mexicana, Florencia Peña: “Cuando el trabajo nos castiga. Debates sobre el mobbing en México”, lo que deja ver es una nueva forma de violencia y enfermedad de las organizaciones que termina por afectar las relaciones sociales y merma la seguridad del individuo, incluso su salud física y emocional.

Desde nuestro punto de vista, éstas son algunas de las características de las víctimas potenciales de Mobbing:

1 Son personas altamente capaces en lo profesional, lo que despierta una acción concertada para desplazarlos de su lugar de trabajo.

2 Son personas envidiadas por su posición dentro del lugar de trabajo.

3 Son personas emocionalmente propensas al acoso.

Estas son algunas de las características de los acosadores:

1 Son personas altamente inseguras.

2 Son personas que por lo general no se destacan en su trabajo.

3 Son personas que transfieren la violencia a los espacios laborales.

4 Son personas que operan en contra del o los acosados en grupo.

5 Son personas que sacan ventaja de su posición e influencia dentro del lugar de trabajo.

6. Los acosadores generalmente se valen de una serie de ataques directos e indirectos; así como de comentarios y calumnias para lograr la renuncia o el despido del acosado.

La primera vez que escuché hablar de Mobbing

Florencia Peña daba una conferencia en San Cristóbal de las Casas, Chiapas; hace cuatro o cinco años. Recuerdo que yo iba de viaje a esa ciudad por motivos laborales, y me interesé en el tema por la escasa difusión que había de él en nuestro país.

Al lugar asistieron todo tipo de personas y conforme se hablaba de la manera en que opera el mobbing, quiénes son las víctimas más propensas y las consecuencias físicas, así como psicológicas. Recuerdo que llegó el momento de que hablara el público, y todo se tornó como terapia de grupo. La gente contaba sus experiencias y decía no saber que era víctima de mobbing.

Según Florencia Peña, caso excepcional que se ha dedicado a la investigación del tema mobbing en México; fue Heinz Leynman el primero en referirse al mobbing como una expresión más de la violencia en las sociedades complejas.

Por ese tiempo comencé a buscar literatura sobre el Mobbing y me enteré, a mi regreso a la capital, de que la investigadora francesa Marie France Yrigoyen, era una de las especialista que más ha publicado sobre el tema.

El vacío de las campañas BTL para prevenir e informar sobre Mobbing

Primero hay que pensar que el Mobbing afecta altamente a una empresa, no sólo porque se concluye con el despido o renuncia de quien podría haber sido un buen elemento, sino por la inversión en tiempo y dinero que se hace para capacitarlo. Además, muchas veces la empresa queda afectada por años con lo que es un efecto expansivo.

Si el jefe o coordinador permite el Mobbing, no sólo estará siendo cómplice del mismo, sino que estará permitiendo que en su espacio de trabajo se violente la convivencia y el ánimo de competencia.

El problema en los espacios de trabajo en México es que no se quiere reconocer el fenómeno, por lo que si un jefe recibe chismes o ataques para alguno de sus empleados, detecta envidias y grupos; por lo general no hace nada. La competencia se entiende en el ánimo de obstaculizar, de frenar el desarrollo de un trabajador. Ese es el error, desde nuestra perspectiva.

Ahora bien, el BTL debe enfocar campañas de Mercadotecnia social para informar primero sobre la existencia del fenómeno, y una vez que se ha logrado plasmar en las consciencias de los consumidores esta realidad, entonces lanzar fuertes campañas para prevenirlo, detectarlo y actuar para la erradicación de este problema.

Breve cronología del Mobbing:

En 1980, que Heinz Leynman acuña el concepto Mobbing y comienza a investigar sobre él en Suecia.

En 1992 Andrea Adams publica en el Reino Unido el libro: “Worplace Bullying”, y da a conocer el fenómeno en el mundo anglosajón

En 1993 Australia se une a la visibilización del fenómeno; al año siguiente, Sudáfrica.

Actualmente en España existen diversas asociaciones e investigadores que luchan contra el acoso moral en el trabajo.

 

Foto: Shutterstock.

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL