La mayor franquicia independiente del mundo, Arcos Dorados, luego de finalizar 12 meses sin popotes, anunció que ha eliminado alrededor de 200 toneladas de plástico de un solo uso del medioambiente, cifra que equivale aproximadamente al peso de 100 automóviles. 

En México, se han dejado de utilizar 21.56 toneladas de popotes. De acuerdo con Gabriel Serber, director de compromiso social y desarrollo sustentable de Arcos Dorados, la responsabilidad con el medio ambiente es parte de los valores de la empresa, que continuarán desarrollando, mientras que buscan transmitir un mensaje que trascienda a sus restaurantes.

“Con este tipo de iniciativas enseñamos a millones de personas la importancia de los pequeños hábitos amigables con el planeta, para que todos seamos parte de la solución”, señaló Gabriel Serber, a través de un comunicado.

Con esta iniciativa, Arcos Dorados mantiene su dirección hacia las metas globales del sistema McDonald’s y de las Naciones Unidas para el año 2030, que busca disminuir la utilización de elementos plásticos de corta vida útil.

“No salvemos a los popotes”

Otra marca que ha apostado por una campaña regional para generar una mayor conciencia ambiental entre la sociedad civil es Subway, a través de su campaña No salvemos a los popotes, busca unirse al esfuerzo global en la reducción del uso de plásticos, la protección especies en peligro de extinción, así como la limpieza y cuidado de las playas.

Modificaciones a la ley para eliminar el uso de popotes

En México, a partir del 1 de octubre se prohibió la entrega de popotes de material plástico en establecimientos de Querétaro, como parte de los esfuerzos del compromiso ambiental y el cuidado a la flora y fauna.

Con esta iniciativa, está prohibida la entrega de popotes de material plástico a clientes y consumidores de restaurantes, bares, cafeterías, hoteles y establecimientos similares.

Te recomendamos:

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL