HP anunció recientemente que como parte de una reestructuración, en los próximos años, estará reduciendo su plantilla, eliminando hasta 9 mil puestos de trabajo que representan el 16 por ciento de todos sus colaboradores, que al día de hoy son 55 mil.

Según la fabricante de equipos computacionales e impresoras, esta reducción de empleados es parte de un proceso de adaptación que responde al cambio de necesidades del mercado y a los sube y baja económicos que han venido surgiendo a nivel global.

Aunque aún no se sabe cuáles serán exactamente los cambios o qué países serán parte de estos recortes, HP sí comunicó que muchas de las bajas serán parte de un programa de jubilación anticipada, por lo que muchos de los empleados presentarán un despido voluntario.

Los nuevos planes de HP

Tal como lo menciona Enrique Lores, el próximo CEO de HP a partir del 1 de noviembre, estos despidos son una de las decisiones más difíciles que la compañía ha tenido que tomar. No obstante, también señala que lo realmente importante por ahora, es enfocarse en salir del bache provocado por una caída de ventas.

Al respecto, apuntó que está previsto adoptar técnicas que permitan migrar del hardware tradicional al software y los servicios, tal como lo han venido haciendo otras marcas como Apple. “Estamos tomando medidas”, dice Lores, haciendo énfasis en que ya hay planes para no dejar de ser una propuesta de valor ante los accionistas.

Por ahora, HP destinará más de mil millones de dólares a los despidos que tiene pensados con el fin de evitar costes mayores en el futuro, considerando que para el 2020, ya podría existir un ahorro anual que represente por lo menos, los mil millones de dólares que se prevé pagar por los recortes.

Te sugerimos:
Se prevé el despido de 350 empleados de Electronic Arts en todo el mundo

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL