• De acuerdo con datos de Statista, los ingresos generados por los cigarros electrónicos en Estados Unidos pasaron de 1.5 a 3.6 MMDD, de 2014 a 2018.

  • JUUL es la principal marca de estos productos con el 82.9 por ciento de la participación, por arriba de Vuse con 8.1 por ciento, según Convenience Store News.

  • El 17 por ciento de los consumidores de tabaco en dicho país les es indiferente fumar con cigarro electrónico o convencional.

A propósito del auge que ha tenido la palabra pandemia a raíz el brote de contagios de coronavirus en todo el mundo, una de las enfermedades que azota a todo el mundo es el tabaquismo. De acuerdo con información de la Organización Mundial de la Salud (OMS), se estima que cada año mueren cerca de 8 millones de personas en todo el mundo (7 millones por ser consumidores directos, mientras que 1.2 millones lo consumen de manera indirecta). Ante este panorama, empresas como Phillip Morris consideraron lanzar productos libres de la combustión del tabaco, como los vapeadores o como el cigarro electrónico, cuyos efectos ha sido criticados fuertemente en todo el mundo, pero particularmente en Estados Unidos.

Este viernes 28 de febrero la cámara de representantes aprobado una iniciativa de ley que busca prohibir de manera definitiva el consumo de productos de tabaco saborizados, entiéndase desde vapeadores hasta cigarros mentolados, además de que también se implementaría un impuesto sobre la nicotina.

Esta decisión fue tomada por la Cámara de Representantes de Estados Unidos con 213 votos a favor y con 195 votos en contra. El fundamento principal de esta medida es que se busca erradicar el uso de estos productos en consumidores jóvenes. Antes de que Donald Trump, presidente de los Estados Unidos emitiera una ley para incrementar la edad mínima para el consumo de cigarros electrónicos, estos bienes se multiplicaron considerablemente en los segmentos jóvenes de la población.

De hecho, de acuerdo con información de Morning Consult, entre la población de Estados Unidos de 22 a 37 años de edad, se estima que el 17 por ciento les es indistinto fumar un cigarro electrónico o uno convencional, mientras que el 25 por ciento de las personas en dicho rango de edad prefieren este tipo de dispositivos. Sin embargo, para los opositores de esta iniciativa de ley, esta medida es excesiva, en especial ante el reciente decreto promulgado por la Casa Blanca, la cual, de hecho, está en contra de la decisión.

Según información de Statista, se estima que los ingresos generados por este tipo de dispositivos electrónicos pasaron de 1.5 a 3.6 para el periodo que comprende del 2014 al 2018. La empresa que tuvo en 2019 la mayor participación de mercado fue JUUL con el 82.9 por ciento, seguida de Vise con 8.1 y Blu con 4.5 por ciento.

 

SUSCRÍBETE A LA REVISTA IMPRESA A UN PRECIO ESPECIAL